corrupción , denuncia , noticias , politica Martes, 14 agosto 2018

Ahora que los #CNMAudios ya dejaron de ser tendencia, Chávarry empieza su cacería de brujas

La primera ola de los #CNMAudios culminó. El fiscal de la Nación, Pedro ‘Gonzalito’ Chávarry, (quien también tiene sus audios y quien se reunió con periodistas y el juez Hinostroza) aprovechó este cese para iniciar una investigación contra quienes filtraron el material bomba.

Por lógica, esa pesquisa alcanza directamente a los fiscales e indirectamente, a los periodistas que los difundieron. Sin embargo, Chávarry aseguró que la investigación no es contra los fiscales, sino para saber por qué se filtró, nada más. Creer en Chávarry, después del legajo de mentiras que ha dicho, es como creer en Barba Caballero, quien prometió difundir 23 mil audios.

El turno de José Domingo Pérez

Composición: Útero.Pe

Composición: Útero.Pe

Hace un par de semanas te contamos cómo jefe del grupo que investiga el caso Lava Jato, José Domingo Pérez (JDP), se puso en modo Jon Snow en la Batalla de los Bastardos y se enfrentó a todos, incluso a la cabeza de la Fiscalía, de quien dijo:

“Obviamente, la persona que estaba asumiendo el caso de Fiscal de la Nación no era el más idóneo. Estoy hablando de Pedro Chávarry. (…) No me parecía lo más adecuado que una persona que éticamente no está habilitada asuma un cargo tan importante”. 

También se fue contra el fiscal Alonso Peña Cabrera, quien según su versión le impidió preguntar por “AG” en Brasil.

JDP tenía que pagar un precio por haberse enfrentado a todos. Que el fiscal de la Nación pidiera su cabeza hubiese sido muy rochoso. JDP ha sido denunciado ante la Oficina Desconcentrada de Control de la Magistratura de Lima (Odecma) pero por un militante aprista.

Composición: Útero.Pe

Composición: Útero.Pe

El cuchillo del APRA

El aprista Martín Morocho Ruiz acusa a JDP de “violación de los principios y deberes de la función fiscal” y pide “urgentemente un examen pericial psiquiátrico a fin de establecer si su estado de salud mental es el apropiado para desempeñar sus funciones”.

Él es el aprista.

Martín Morocho, un aprista preocupado por la justicia peruana. Imagen: Facebook

Justo la semana pasada, Jorge del Castillo deslizó la idea de que JDP debía ser evaluado psiquiátricamente (min 26:50):

“Estamos estudiando con expertos la necesidad de jueces y fiscales pasen por un examen psiquiátrico para ver el alcance de su personalidad, porque puede haber personas depresivas, violentistas, bipolares, antisociales, etc.”.

En un post de junio, en este útero te alertamos de la cercanía de Chávarry con el APRA. ‘Gonzalito’ es ‘compadre’ y vecino del exfiscal José Pelaez Bardales, el fiscal de familia aprista que por falta de pruebas archivó la investigación por enriquecimiento ilícito que se seguía contra Alan.

Por su parte, el denunciante aprista que pide una prueba psiquiátrica para JDP es tan sensato como uno de esos tíos que debaten en el ágora de la plaza San Martín. Así lo prueban sus comentarios en Facebook:

Imagen: Facebook de Morocho

Imagen: Facebook de Morocho

Su historial también es digno de un aprista. En el 2013, cuando trabajaba en el Ministerio de Agricultura, esta entidad le abrió un proceso disciplinario por ‘hacer uso inadecuado de los bienes del Estado’. Aunque en el 2014 fue absuelto.

Lo cierto de todo esto es que si los enfrentamientos dentro de la Fiscalía siguen así (sumado a los nuevos audios que saldrán), esta entidad terminará como el CNM, como lo advierte en su columna Ricardo Uceda. Mucho ojo.