historia , libertades , noticias , periodismo , politica , sociedad Miércoles, 21 febrero 2018

Ahora que PPK ve gente roja en todos lados, hicimos una lista de los representantes de la derecha con increíble pasado revoltoso

Hay un clima tenso en la política y a pesar de que todo indica que la vacancia se va a caer, PPK está en modo chibolo del Sexto Sentido y ve gente sospechosa en todos lados.

Imagen: captura Twitter

Imagen: captura Twitter

Y como nosotros solo queremos profundizar sus miedos, le vamos a regalar una lista de todos aquellos políticos vigentes peruanos que tienen un pasado más revoltoso que nido de pre escolar de Vladimir Ilich Uliánov.

Frase robada de Marco Sifuentes. Imagen: Útero.Pe

Frase robada de Marco Sifuentes.
Imagen: Útero.Pe

Héctor Becerril

Ayer, IDL-Reporteros publicó un extenso reportaje a cargo de Cruz Silva y Hernán Floríndez, donde daba cuenta de las jugadas sospechosas dentro de la entidad que pone y saca jueces y fiscales, o sea el CNM.

Sin embargo, la historia sobre el pasado rojazo del fujimorista Héctor Becerril quedó un poco opacada por el escándalo y la preocupación. Resulta que a finales de los 70, el legislador favorito de Keiko era un estudiante de la facultad de Farmacia y Bioquímica de la Universidad Nacional de Trujillo (UNT). Par esa época, quería cambiar el mundo e integró el grupo trotskista Tendencia Estudiantil Marxista Revolucionaria. ¿Saben quién más era trotskista? El legendario Hugo Blanco, pero más adelante hablaremos de él.

Luego a Becerril le pareció que ser trotskista era muy tibio, así que se pasó al maoísmo con Vanguardia Estudiantil Revolucionaria, según cuenta IDL-Reporteros, el brazo político de Patria Roja en el movimiento estudiantil trujillano. Es más, era tan rojazo que hasta fue dirigente estudiantil en los 80, cuando las papas de Sendero quemaban:

“En los ochenta, la entonces radicalmente maoísta Patria Roja controló la política estudiantil en la UNT a través del VER. En 1985, Héctor Becerril era uno de sus líderes, como Secretario General del Centro Federado de la Facultad de Farmacia y Bioquímica. Era, sin duda, el camarada Becerril.

Con esas credenciales, Aldo Mariátegui debe estar escondido debajo de su cama. Pero eso sí, Becerril debe conocer muy bien la disputa que hubo entre la izquierda a la que perteneció y el grupo terrorista Sendero Luminoso. Como  ex rojete, debe recordar con la claridad de nadie que en esa época había que separar la paja del trigo.

Jorge Nieto

Polay Foto: Hildebrandt en sus trece

Foto y leyenda vía: Hildebrandt en sus trece edición de 13 de octubre del 2017

El exministro de Defensa de PPK, fue uno de los rostros más representativos de la izquierda revolucionaria durante su juventud. Una nota de Hildebrandt en sus trece de octubre pasado, recuerda a Coco como uno de los presidentes de la Federación de Estudiantes de la Católica, puesto al que llegó con el apoyo de la rojaza Vanguardia Revolucionaria, entonces dirigida por el fallecido excongresista Javier Diez Canseco.

Nieto también integró otros frentes de izquierda entre los 70 y mediados de los 80:

  • Durante los 70, al llegar a Lima para continuar sus estudios en la PUCP, formó parte del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR), la organización fundada por Luis de la Puente Uceda que en los 60 armó su guerrilla. En este grupo tenía de compañeros a la exlegisladora Rosa Mavila, al exparlamentario andino, Alberto Adrianzén (hoy catalogados de “caviares”) y a Agustín Haya de la Torre, que se refugió en el Apra disidente.
  • Al salir de la unviersidad llegó al Partido Comunista Revolucionario (PCR), liderado por Manuel Dammert, actual congresista. Pero Nieto, que era muy izquierdista, se fue de esa agrupación para formar otra con el mismo nombre PCR, pero con el agregado de “Trinchera roja”.
  • Siendo ya un líder indiscutible de su agrupación, el PCR Trinchera Roja se unió al MIR y a VR de Diez Canseco para formar la Unión Democrática Popular (UDP), que también integró el después emerretista, Víctor Polay Campos.

Carlos Basombrío, Alfredo Thorne y Gino Costa

Si PPK habla de rojetes, quizá esté refiriéndose al pasado colorado de estos tres personajes. Sus exministros Basombrío y Thorne y el congresista que renunció a la bancada oficialista de ppkausas, integraron el PCR de Manuel Dammert.

Nadie iba a imaginarse muchos años después, que estos tres jóvenes soñadores convergerían en el mismo tiempo y espacio con un gobierno absolutamente derechista, ubicándose en las antípodas del pensamiento que enarbolaron durante su alocada juventud.

No tiene sentido ser joven y no querer cambiar el mundo. Imagen: Útero.Pe

No tiene sentido ser joven y no querer cambiar el mundo.
Imagen: Útero.Pe

Fernando Rospigliosi

El exministro del Interior y crítico actual de la izquierda fue por doce años dirigente de Vanguardia Revolucionaria. Un extenso reportaje de la revista Caretas del año 2001, narra la vida, obra y milagros de Rospigliosi, a quien el fujimorismo, herido de muerte, le recordó su pasado cuando asumió como ministro de Toledo.

A mitad de los años 80, Rospi se fue alejando de sus camaradas y se volvió periodista de Caretas, eventual opinólogo y analista del Instituto de Estudios Peruanos (IEP). Según el reportaje de la revista entonces dirigida por Enrique Zileri, el exministro acompañó a la izquierda pero se mantuvo al margen de sus decisiones.

Sin embargo, hoy los bigotes de Fernando enfurecen cuando escriben sobre la izquierda actual, a quienes reclama la corrupción de Odebrecht y el mutismo por el régimen en Venezuela, quizá como un arrebato inconsciente por querer decirles que en sus tiempos así no se hacían las cosas.

Martha Chávez

Para ningún joven universitario de los años 70 resulta una novedad el recuerdo de la excongresista fujimorista con el puño en alto. Martha Chávez perteneció a la Federación Estudiantil Revolucionaria (FER). Lo mencionó alguna vez en un debate la exparlamentaria Rosa Mavila y hace cinco años el exministro de Justicia, Diego García Sayán, durante una entrevista en La República:

Pero el pasado de todos es ese y el de Martha Chávez lo era también porque ella era miembro del FER en la década del 70. De manera que si algo tengo en mi pasado de marxista-leninista lo comparto con ella, lo que no sé si es un honor o deshonor, pero es un dato de la realidad.

Cuando a Martha le consultan, en la intimidad, sobre su paso por la izquierda revolucionaria, cuenta que fue una etapa fugaz de su vida y que se retiró de la lucha por una razón tan individualista que marcaría sus futuras decisiones: “no la dejaba concentrarse en sus estudios”.

Nicolás Lúcar

El patrón no comerá más de tu pobreza, decía el entonces camarada Lúcar. Imagen: http://luzpensamientoylibertad.blogspot.pe

El patrón no comerá más de tu pobreza, decía el entonces camarada Lúcar.
Imagen vía: http://luzpensamientoylibertad.blogspot.pe

El joven trotskista perteneció al Partido Revolucionario de los Trabajadores (PRT), que lanzó a Hugo Blanco a la presidencia en 1980. La mítica foto de quien después sería el favorito del régimen fujimontesinista, cargando en hombros a Blanco en 1978, tiene una explicación.

  • En 1962, durante el breve gobierno de Ricardo Pérez Godoy, hubo un levantamiento campesinos en la hacienda Santa Rosa, en reclamo por los abusos de los dueños. Blanco lideraba el reclamo y fue encarcelado.
  • Iba a ser sentenciado a muerte pero nada más y nada menos que Jean-Paul Sartre y Simone de Beauvoir se pronunciaron en contra de esa medida. Finalmente, fue condenado a 25 años de cárcel en El Frontón.
  • En el 70, Velasco lo indultó y lo deportaron a México. En 1976, tras la caída del general, volvió para ser candidato a la Asamblea Constituyente. Antes de eso, organizó un paro para protestar contra el alza de la canasta básica familiar y lo volvieron a deportar pero luego le permitieron regresar cuando obtuvo la votación más alta de esa elección.

Fue por esa época en que el joven Lúcar cargó el hombros a su líder. Casi 20 años después los sueños se volvieron pesadillas y había que acomodarse para no morir en la turbulencia de los años 90. Lúcar finalmente cedió.

Víctor Andrés Ponce

¿Recuerdan al señor que en el 2016 entrevistó a Alan García junto con Aldo Mariátegui y la conversación más parecía un té de patas que el intento de colocar a un candidato contra las cuerdas? Bueno, ese fue Víctor Andrés Ponce, el tío de “El Montonero”.

Si uno coloca en Google “Víctor Andrés Ponce + izquierda”, sale una retahíla interminable de rajes de todo tipo y calibre contra los rojetes. Lo que muy pocos conocen es que el hoy filoalanista Ponce tuvo su paso por el MIR y el PUM. ¿El qué? Así lo relata La Mula:

En su juventud, Víctor Andrés Ponce fue militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR), junto a Carlos Tapia, Carlos Iván Degregori y Gálvez Olaechea. Luego se fue al Partido Unificado Mariateguista (PUM) y en la década de los noventa dio un giro y trabajó para Hernando De Soto.

Tenía razón mi abuelita: todo tiempo pasado fue mejor. O al menos, todavía le buscábamos un sentido a nuestra existencia.