corrupción Martes, 24 marzo 2009

Ya fueron los audios

1Hoy La República informa que la jueza María Martínez nuevamente ha retrasado el inicio de la revisión de las pruebas del chuponeo hasta el 6 de abril. ¿Pueden creer que hasta ahora no haya revisado un miserable audio? Ojo que el material incautado consiste en:

29 CPU, 3 laptops, 26 discos duros, 246 diskets, 632 CD y 25 Usb.

Pues bien. Por su propia decisión la jueza Martínez sólo tendrá dos semanas para revisar toda esta información, ya que el plazo de ley se vence el 24 de abril.

Ojo también que la jueza Martínez también decidió -acatando un pedido de los abogados de los chuponeadores- que la revisión que ya había hecho el fiscal no valía para nada. Así que en esas dos semanas tendrá que volver a revisar toooodo el material incautado a Business Track, el mismo que consiste, disculparán la insistencia, en:

29 CPU, 3 laptops, 26 discos duros, 246 diskets, 632 CD y 25 Usb.

No sé si se capta que estamos hablando de, quizás, miles de audios (cuyos interlocutores también ignoramos). Recordemos que sólo en uno de los USB revisados por el fiscal se encontraron 199 audios.

Pero eso no es todo.

La jueza también acogió otro pedido de los abogados de los chuponeadores: un peritaje de parte, es decir, que los expertos contratados por los chuponeadores revisen el material incautado para descartar cualquier manipulación. Recordemos que estamos hablando de

29 CPU, 3 laptops, 26 discos duros, 246 diskets, 632 CD y 25 Usb.

Si el peritaje de los chuponeadores encuentra la más mínima manipulación en cualquiera de los CPU o CD o USB, informa La República, “se declararía que ninguno de esos documentos tiene valor y el caso se quedaría sin pruebas“.

Listo. Ya fue. Bien difícil que nadie haya metido la uña en esos audios durante los meses en los que la jueza Martínez se los guardó, con el aval de su jefe César Vega Vega, ex socio de Alan García

The Mummy: Tomb of the Dragon Emperor video

.

Y colorín colorado, el chuponeo se ha acabado. Mejor dediquémonos a buscar las fotos de Tilsa.