feis Viernes, 30 noviembre 2018

Lee esta respuesta a la editorial de El Comercio que normaliza el racismo de Jorge Benavides (y la Paisana Jacinta)

No comparto tu racismo pero lucharé para que puedas difundirlo

(Título original)

Foto: Difusión

Foto: Difusión

Escribe: Marco Avilés

El Comercio dice en su editorial de hoy:

“Es innegable que en el Perú el racismo subsiste, pero eliminar la imagen de “La paisana Jacinta” no es la manera más efectiva de luchar contra este lastre.

Ojo: El racismo en el Perú no subsiste. No agoniza. No se resiste. El racismo es una de las piedras angulares de este país y, al no haber el país enfrentado sus causas, goza de una envidiable salud. Algunos indicadores notorios: el silencio, la normalización, el centralismo.

El Comercio añade:

Prohibir un programa de televisión (como prohibir una novela, una película o un cuadro de pintura porque a alguien le parece lesivo) es un despropósito incompatible con una sociedad libre. Y el fallo del Poder Judicial no es otra cosa que una censura inadmisible.

Ojo: No se está prohibiendo un programa de televisión (como una novela o una película o una pintura). Se está prohibiendo un programa de televisión racista. Es decir, un vehículo de transmisión de odio y estereotipos raciales cuyo impacto está documentado y es documentable. Comparar lo que hace Benavides con una novela o película o pintura, así en genérico, no solo evidencia falta de rigor en la comprensión del racismo, sino que es un ejercicio de normalización. Si quieres comparar la Paisana Jacinta con otro producto de comunicación debes hallar equivalentes en la misma frecuencia: uno muy útil, la pornografía.

Todos tenemos derechos a ver pornografía, pero esto no quiere decir que los canales de señal abierta tengan que exhibirla a las 5 de la tarde. Si quieres ver este tipo de contenido, vas a otros lugares. ¿Por qué tantas personas se obstinan en normalizar el racismo de Benavides tratándolo como un simple producto que puede gustar o no? La discusión no es sobre estética. Es sobre violencia. Lo que no te hiere a ti puede herir a otro.

El racismo no es un contenido. Es un contenido que produce violencia y es un delito.