periodismo , violencia Lunes, 29 enero 2007

Remember Uchuraccay

foto: Willy Retto

Última fotografía del periodista Willy Retto, antes de morir en Uchuraccay.

El viernes se cumplieron 24 años de uno de los episodios más confusos de la guerra interna: la masacre de Uchuraccay.

Mucho misterio todavía rodea el caso, pero a estas alturas es claro que ni los militares ni los sinchis fueron los asesinos. Los periodistas fueron ejecutados por los comuneros. Pero no porque necesariamente fueran “arcaicos” ni “premodernos” como afirmó la Comisión Vargas Llosa. Veinte años después, la Comisión de la Verdad concluyó

Que en diversas oportunidades, desde que el gobierno ordenó a las Fuerzas Armadas asumir el control interno del Departamento de Ayacucho mediante DS 068-82 IN del 29 de diciembre de 1982, las patrullas de infantes de marina y sinchis visitaron las comunidades de las punas de la provincia de Huanta, entre ellas Uchuraccay, incitando a los campesinos a matar a todo extraño que llegase a pie

Este último dato -me hacen recordar- es mencionado por la Comisión Vargas Llosa pero no se le dio la debida importancia en las conclusiones.

Y ese dato no lo conocían los periodistas, que llegaron a pie. Los campesinos los confundieron con senderistas. Terrible error. Y no sólo por el asesinato de los ocho periodistas. Los campesinos de Uchuraccay ya habían sido identificados por el discurso oficial como “héroes” de la lucha antiterrorista y Sendero Luminoso los buscó sistemáticamente para eliminarlos. Murieron 137 campesinos en los años posteriores a la masacre.

Este es un apretado resumen. Mejor que se los cuente un cronista de verdad. En su blog, el veterano periodista e historiador Juan Gargurevich, ha publicado una serie de posts detallando todos los sucesos que rodearon a la masacre. Altamente recomendados:

Y descuide, Juan. Todavía recordamos Uchuraccay.

Secured By miniOrange