corrupción , noticias , politica Jueves, 5 marzo 2009

Un faenoncito más qué importa

Aniversario Perú

soy Biólogo, PhD. Hobbies: investigador en usos de las TIC, periodismo de datos, nerd, etc.

221840Un informe de Zarella Sierra del Perú.21 de ayer dio cuenta de un informe de la Contraloría que compromete al ex Ministro de Vivienda (y actual de Transportes), Enrique Cornejo. Resulta que una asociación fundada por Cornejo contrató con el Ministerio de Vivienda cuando el aprista lo dirigía.

En junio de 2008, siendo Cornejo titular de Vivienda, la ANE [la asociación de Cornejo] se hizo de una adjudicación de menor cuantía, por S/.8,273, para proveer al FMV [Fondo MiVivienda] de desayunos empresariales. (…)

Otra de las socias de la ANE es Nora Tejada Vidal, actual directora del FMV. Ella, junto con Alarcón y con Izaguirre (presidente y gerente de MiVivienda), dio el visto bueno para la firma del referido contrato, por lo que actuó como juez y parte en la adjudicación. Este diario intentó comunicarse con el ministro Cornejo, pero no hubo respuesta.

OTROS CASOS. En tanto, en enero, la Contraloría exigió a Alarcón y a Izaguirre el reembolso de los S/.4,353.99 que utilizaron para cubrir sus gastos de alimentación que, según el informe, “no fueron necesarios para el desarrollo de las actividades relacionadas con los servicios que brinda el FMV”.  (…)

La nota  continúa con detalles de varios pequeños picotazos al presupuesto disfrazados, por ejemplo, de gasolina.

Hoy salieron en defensa de Cornejo su jefe Yehude Simon y la actual ministra de Vivienda, la también aprista Nidia Vílchez (ésta con una frase de antología: “por qué golpea a mi compañero“). Por su lado, Cornejo se quejó de la “desproporción” entre la carátula del diario y la nota interior.

O sea, mucho lío por ocho luquitas nomás.

En general el tema ha pasado debajo del radar de una opinión pública escaldada por congresistas que se suben el sueldo, ministras comadres de invasores, un Petrogate que no se investiga, audios que se esconden del fiscal y, en general, una corrupción generalizada que no le mueve un pelo nadie. Opina DuBois:

¿A partir de qué monto es que una ‘palomillada de compañeros’ pasa a ser considerado un acto de corrupción? ¿Se requieren montos de 5 ó 6 dígitos para ello? ¿Por debajo de esas sumas lo irregular no es sancionado?

En realidad, es decepcionante percibir que habríamos entrado en una fase de relajo en lo que respecta a las reglas éticas y morales que deben de regir la función pública. Daría la impresión de que al final del régimen aparecen permisibles pecados a medias cometidos por funcionarios que son casi vírgenes y, por ello, no deben de ser sancionados.

Agregaría yo que el relajo no solo se nota en los “pecados a medias” de “casi vírgenes”, sino, en general, desde los tiburones que viven en la Plaza de Armas hasta los apristas neoyorkinos que se agarran a golpes por quién sabe qué. Leemos la noticia, nos reimos/indignamos, hacemos un post y listo, a otra cosa, que siga el faenón.

Aniversario Perú

soy Biólogo, PhD. Hobbies: investigador en usos de las TIC, periodismo de datos, nerd, etc.