noticias , politica , webeo Miércoles, 18 febrero 2009

La maldición 7.9

rreyPrimero quiso ser Contralor, pero no pudo: los ex ministros no pueden ser contralores. Luego quiso poner como Contralora a su amiga Ing. rid Suárez, pero no pudo: era Ingrid nomás. Luego quiso ser Embajador en El Vaticano, pero tampoco pudo: demasiado opus para una Iglesia que quiere lavarse la cara. Finalmente quiso ser embajador nomás, ya, donde sea, digamos, en Roma, pero su via crucis no termina: los parlamentarios andinos, como él, están impedidos de ejercer cualquier función pública al servicio de otro país.

Uf.

Saladazo.

¿Cipriani hará limpias?

P.S.: Sí hace, porque Rey parece muy seguro de su exilio dorado. Que se vaya, que se vaya.

Secured By miniOrange