noticias , politica , sociedad Lunes, 21 enero 2019

Ahora que Telefónica es acusada de favorecer a Keiko, recordamos sus vínculos con el fujimorismo

Telefónica ha sido acusada de interferir con la justicia en el caso Keiko, pero curiosamente muchos canales evitan discutir la denuncia, la pasan por agua tibia o simplemente no colocan ni el nombre de la compañía en sus titulares…

Cof, cof.

Cof, cof.

Punto Final presentó anoche el testimonio de una valiente trabajadora de Telefónica, Silvana Castagnola, quien denunció que sus superiores le prohibieron entregar el registro de llamadas de Keiko que el fiscal José Domingo Pérez solicitó en abril del 2018, SIN SIQUIERA HABERLO BUSCADO.

“En ese caso (el de Keiko) yo he respondido que no hay información de tráfico de llamadas para el periodo requerido sin siquiera haber hecho la búsqueda de información. (…) Luego, el fiscal Pérez insiste en que se le envíe el tráfico de llamadas, se le vuelve a responder que no tenemos información, que hemos hecho una búsqueda especial por ser un caso sensible, pero en realidad no se busca la información“. 


Lo peor es lo que se hizo en el caso de otro pedido fiscal. Cuando el magistrado Renzo Huamán solicitó un registro de llamadas para resolver una denuncia de un presunto arreglo entre un litigante y un juez, se contestó exactamente lo mismo: que no tenían ese reporte. Sin embargo, según la versión de la misma trabajadora, Castagnola sí encontró la información y, siempre en su versión, la obligaron a borrarla.  

Intervención: Útero.Pe

Intervención: Útero.Pe

La compañía que no es capaz de entregar una solución a las quejas de sus usuarios contestó que la ley les impide guardar registros de llamadas con una antigüedad mayor a los 3 años. O sea, si el 2018 se pidió registros de llamadas anteriores al 2015, no podían entregarlos. Domingo Pérez, por si acaso, los ha visitado esta mañana para recabar información.

El papi y Telefónica

La historia de Telefónica con los Fujimori es histórica. La compañía de capitales españoles debe estar muy agradecida con el papá de Keiko. El servicio de telefonía (entonces a cargo de las estatales Entel Perú y CPT) fue privatizado en 1994 y pasó a manos de Telefónica del Perú (a.k.a. Movistar). Esta es la versión Disney de la privatización contada por Fujimori:

Y esta es la versión real de aquel proceso resumida por el Instituto de Estudios Peruanos (IEP):

“Este caso fue también ilustrativo de la complejidad del proceso: por un lado, en los años siguientes las conexiones de telefonía domiciliaria se expandieron notablemente a sectores populares urbanos y rurales; en la época anterior la instalación de una línea de teléfonos podía demorar tres años. De otro lado, esta venta incluía el monopolio del servicio hasta 1999, lo que se tradujo en la posición de imponer costos elevados, convirtiendo al Perú en uno de los países con la telefonía más cara del mundo”.

Otra consecuencia que recuerdan medios como La República fue el despido de trabajadores: “La masa laboral se redujo a tres mil 823 trabajadores cuando Telefónica la compró. Sin embargo, los trabajadores de empresas filiales de la trasnacional suman ahora 15 mil en condiciones laborales de tercerización, sin ningún derecho de un trabajador formal”.

Imagen: IEP

Imagen: IEP

Y bueno, una de las conclusiones a la que llegó la comisión del Congreso que investigó este proceso fue esta:

“El modelo negociado no posibilita el desarrollo de un mercado de libre competencia en la telefonía local pero sí asegura a los inversionistas una altísima rentabilidad”.

El tío y Telefónica

El tío de Keiko, Santiago Fujimori, también parece haber conocido muy bien a Telefónica, como lo denunció Yonhy Lescano en el 2004. El congresista señaló que el hermano de Alberto y otrora legislador cobró miles de dólares de la empresa por “asesoría de imagen”. Así lo registra La República:

“Lescano Ancieta presentó la copia de un recibo por US$ 10, 500, correspondiente a honorarios cobrados por Santiago Fujimori a Telefónica, y un reporte de varios abonos que le hizo la misma empresa por un total de US$ 47 mil”.

Imagen: Youtube

Imagen: Youtube

Santiago, por cierto, intentó llegar al Congreso nuevamente en el 2011 con Fuerza 2011, cuando Keiko era la candidata presidencial.

Bonus track: Una candidata fujimorista

Imagen: Youtube

Imagen: Youtube

Un personaje que también tuvo bastante llegada con la compañía fue Madeleine Osterling, defensora de Keiko en Twitter y candidata suya a la alcaldía de San Isidro en el 2014. Según su hoja de vida presentada al JNE, Osterling fue directora de asuntos legales de Telefónica Móviles S.A. desde el 2003 hasta el 2011 y luego continuó en el mismo cargo en Telefónica del Perú S.A.A durante el 2011.

Pero ya dejen de ser malpensados, la empresa ya dijo que colaborará con la justicia, justo ahora cuando ya los exhibieron. Siempre tan eficientes.