economía , noticias , politica Martes, 7 abril 2015

Economic Deathmatch: Eduardo Dargent vs Lucho Carranza (y el actual ministro de colado)

Carranza vs Dargent

“El Puma” vs “Peluchín Culto”. Let’s fight!

La semana pasada, el exministro de Economía del gobierno aprista, Luis Carranza, escribió un artículo casi apocalíptico en el que se lamentaba por el estado actual de la economía. Según Carranza ahora nos encontramos “empantanados” debido al mal manejo que se ha hecho en los “últimos años”; es decir (que sutil), todo es culpa de Nadine Humala. Sin embargo, desde la esquina de La República apareció Eduardo Dargent para evidenciar algunas contradicciones sobre el artículo de Carranza.

 

ROUND 1: Carranza cree que la falta de inversión es el problema de todo y esto se remontaría hasta hace 200 años

Para Carranza ya existe actualmente un estancamiento económico en el Perú. Esto se debería a la constante inestabilidad política y social, a las instituciones políticas poco desarrolladas y, sobre todo, lo más importante, a la falta de inversión privada.

Tenemos que no hay inversión porque existe conflictividad social; pero a su vez, la conflictividad social surge por problemas de desigualdad y falta de empleo, que son causados por la ausencia de inversión. Esta ha sido la historia de nuestros casi 200 años de vida republicana.

San Martín: "Desde este momento el Perú es libre y le falta inversión privada".

San Martín: “Desde este momento el Perú es libre y le falta inversión privada”.

Pero la segunda parte del artículo de Carranza es la más interesante. En ella asegura que pese a nuestro cruel círculo vicioso, hace unos años, léase el gobierno anterior, las cosas se estaban haciendo bien, hasta que la actual falta de capacidad, léase Nadine Humala, hizo que todo volviera a ser lo mismo que hace 200 años.

La segunda explicación de por qué estamos empantanados es que se cambió el modelo de crecimiento que tenía el Perú. En los primeros años de este gobierno seguimos creciendo por inercia, pero el impulso se fue perdiendo. La discusión de si este año creceremos 3% o 4% es irrelevante frente a la ruta que estamos tomando como país.

La conclusión de Carranza ya no deja lugar a dudas. Todo es culpa de los últimos años, entiéndase a partir del 2011, desde que el gobierno en el que participó, dejó el poder.

Construir un Estado fuerte, efectivo en sus tareas esenciales, que tenga legitimidad ante la población y que vaya construyendo cohesión social es un proceso largo en el que desgraciadamente hemos retrocedido en estos últimos años.

 

ROUND 2: Dargent aparece y se pregunta: ¿para eso tiene un PhD Luis Carranza?

Ouch. Sorprendido por lo que acababa de leer, Eduardo Dargent se hizo la misma pregunta que, francamente, nos hicimos todos los que leímos el artículo de Carranza: ¿si todo está mal hace años, qué #@¢∞& hicieron Carranza y el gobierno aprista?

Se le puede criticar a este gobierno no haber hecho lo suficiente para reformar esta situación, pero las raíces de este entuerto son heredadas, ¿no? Y surge la pregunta, ¿heredadas de quién? Sería también injusto culpar al anterior gobierno, pero sí cabe preguntar ¿qué hizo Carranza para construir ese marco institucional sólido en años de precios récord de commodities? ¿Se construye acaso ese marco de legitimidad, confianza, con un discurso como el del Perro del Hortelano, según el cual los desinformados e interesados detienen el desarrollo por no apreciar los beneficios del progreso? ¿No es ese discurso contradictorio con la mirada de causas profundas, de compleja solución, que propone Carranza?

Pero lo que más inquieta a Dargent son los motivos ulteriores del artículo de opinión de Carranza. Dargent se pregunta el motivo y recuerda que ya se vienen las elecciones del 2016.

Lo que quiero resaltar es que este tipo de argumentos incoherentes, quizá causados por el apuro electoral de mostrar grandes diferencias entre el gobierno anterior y el actual, no ayuda en el debate sobre las causas y retos de la debilidad institucional. Uno esperaría de un PhD en economía y ex ministro que ha comprobado la dificultad de esos retos algo más que una patadita al gobierno actual. Uno esperaría propuestas realistas y una honesta autocrítica de la propia responsabilidad en el entuerto institucional. Pero como decía, el 2016 parece kriptonita para el debate alturado.

Doble ouch.

BONUS TRACK: El ministro de Economía se da cuenta que están rajando de su gestión y entra en el ring

¿Me estás hablando a mí, Carranza?

¿Me estás hablando a mí, Carranza?

Alonso Segura, actual ministro de Economía, también se lanzó contra Luis Carranza y dijo que sus declaraciones están contaminando las expectativas del país. Además, lo llamó “asesor económico de un expresidente en campaña”.

Creo que él está hablando básicamente como el principal asesor económico de un expresidente en campaña y lamentablemente está haciendo campaña con la economía, algo que, hemos alertado, no debería hacerse.

Sí, misio. Por eso nos gustó más la respuesta de Dargent. Hasta ahora Carranza no responde (por ahí circula una respuesta ininteligible de un portal, que por respeto a nuestros lectores no enlazaremos). De todas formas, estamos seguros que su respuesta tendrá una muy buena estrella.

rppc

Huaqueador en Copy Paste Ilustrado. @rppc
Secured By miniOrange