noticias , periodismo , politica Sábado, 5 junio 2021

El incendio en América TV y Canal N continúa y todo está a punto de explotar

En el mundo de Harry Potter, cuando Lord Voldemort estaba a punto de volver al poder, los mortífagos empezaron a copar los espacios que alguna vez fueron libres y justos. Algunos, que se habían hecho pasar por personas defensoras de los derechos para todos y de una sociedad plural en el mundo mágico, empezaron a sacarse las caretas.

La ficción, por supuesto, es solo una imitación de la realidad, pero a veces se aproxima tanto que una simple analogía es capaz de sintetizar lo que está ocurriendo en el país y más precisamente en los pasillos del canal más importante, América Televisión.

El amo está a punto de retornar

Pasa en los libros, pasa en las películas, pasa en el Perú. Intervención: Útero.Pe

Pasa en los libros, pasa en las películas, pasa en el Perú.
Intervención: Útero.Pe

Los pocos periodistas en pie de lucha en América Televisión, Canal N y Cuarto Poder están perdiendo la batalla. Pasamos a narrar algunos hechos importantes. Ya habíamos contado algunas cosas de lo que está pasando en el jirón Montero Rosas después de la intempestiva salida de Clara Elvira Ospina. Pero hay más.

El reciente caso escandaloso ocurrió el jueves 3 de junio, cuando el nuevo director periodístico, Gilberto Hume, se negó a transmitir en directo el mitin de cierre de campaña de Pedro Castillo a pesar de los enérgicos reclamos de algunos (muy pocos) reporteros. Mientras que al mitin de Keiko Fujimori le dio pantalla íntegramente y en vivo.

Algunos de los reporteros de los noticieros comentan que en América TV parece haber una guerra civil entre Hume y los jefes de área, cuyas voces ya no son escuchadas. Ahora Hume escucha y trabaja solo con las personas que no cuestionan sus decisiones.

Esta situación ya había sido advertida por los periodistas de Cuarto Poder en su carta enviada al directorio el 11 de mayo pasado, en la que reclamaron por la nueva línea informativa. Ese primer documento era apenas un augurio de lo que vendría después y que ha marcado una debacle en el prestigio que alguna vez tuvieron tanto Cuarto Poder como algunos programas informativos del canal.

La segunda carta

Al no haber obtenido una respuesta de los dueños del canal a su primera comunicación, el 25 de mayo pasado, todos los reporteros de Cuarto Poder remitieron una segunda carta al directorio. Esta vez protestaron con mayor fuerza por las decisiones de Gilberto Hume sobre el manejo informativo.

Hemos tomado conocimiento que es un documento de cuatro páginas que llama seriamente la atención y exige al directorio tomar acciones porque la línea informativa del canal bajo la dirección de Hume está colisionando abiertamente con los principios rectores de América Televisión (su código de ética).

Los periodistas cuestionan una serie de decisiones adoptadas por Hume por considerarlas perjudiciales para una cobertura noticiosa objetiva, plural e independiente. La carta enumera una serie de decisiones tomadas por Hume que los reporteros consideran inaceptables porque están dañando la calidad informativa que solía tener Cuarto Poder.

Entre las más nocivas decisiones de Hume fue la de sentar como comentarista del debate técnico del domingo 23 de mayo al publicista Alfonso Baella, un conocido adherente a todo lo que representa la derecha ultraconservadora: Luis Castañeda, Alan García, y ahora último, Rafael López Aliaga y Keiko Fujimori. Y eso que no hemos agregado el hecho de que fue uno de los comunicadores que tuvieron vínculo contractual con Odebrecht. Los reporteros también reclaman el intento de recortar algunos reportajes.

En su extensa carta, los periodistas de Cuarto Poder exigen que se respete su derecho a informar de manera objetiva y plural a la ciudadanía, como lo han hecho durante años.

En el documento, los periodistas del dominical se han amparado en normas internacionales, en la Constitución Política del Perú, en la Ley de Radio y Televisión y en su propio código de ética. Este hecho, nos imaginamos, les está pasando factura, pues a varios de ellos ya no los vemos en pantalla hace semanas.

Aún no sabemos si esta segunda carta mereció la respuesta del directorio o si este guardó silencio, como con la primera. Pero, por lo visto en las pantallas de América y del Canal N, todo indica que las exigencias de los periodistas del dominical han caído en saco roto.

Todos sufren

Pero no son los únicos. En los noticieros también sufren. Útero.Pe también tomó conocimiento que algunos de los que firmaron el comunicado en defensa del directorio, cuyas firmas encabeza Verónica Linares, se están dando cuenta de lo equivocados que estaban, pues han sentido en carne propia la falta de equilibrio informativo en la cobertura durante la fase final de la campaña electoral. Fernando Lino, el asistente de Hume, revisa y modifica junto con él la mayoría de notas antes de que sean emitidas en señal abierta.

Es la primera vez que en América Televisión se ve algo de esta magnitud, donde los reporteros tienen que exigir a los dueños que se respeten principios periodísticos. Sin embargo, estos periodistas en pie de lucha están perdiendo la batalla. ¿Qué democracia tenemos y qué democracia nos espera si el principal medio de comunicación del Perú se viste de naranja incluso antes de que este grupo sea gobierno? Voldemort está a punto de volver y los mortífagos ya se sacaron las caretas.

Secured By miniOrange