corrupción , denuncia , noticias , politica Miércoles, 24 abril 2019

Así fue como Jorge Barathanos acabó con lo último que quedaba del Apra y sus amigos

Antes de empezar este post, tenemos que poner este soundtrack que, para los protagonistas a continuación, ya es un clásico en este Útero:

Hasta ayer, la información dura que conocíamos sobre las coimas entregadas por Odebrecht durante el segundo gobierno de Alan García era la siguiente:

  • Eran dos obras principales, el Metro de Lima y la carretera Interoceánica.
  • Luis Nava tenía el apodo de “Chalán”. Le dieron dinero en tres modalidades,
  • por intermedio de Miguel Atala en una cuenta offshore en la Banca Privada de Andorra, a su hijo José Antonio Nava Mendiola, alias “Bandido”, y en efectivo.

Con la declaración de hoy de Jorge Barata ante los fiscales peruanos hemos conocido más detalles de lo que pasó en esa época. La crudeza del relato, que han reportado simultáneamente varios medios (IDL-Reporteros, Cuarto Poder, El Comercio, Ojo-Público, Convoca, entre otros) desde Curitiba en Brasil, termina por extinguir lo que quedaba de un partido que alguna vez fue popular y alguna vez inspiró a la juventud.

De eso no queda nada. Intervención: Barathanos de Útero.Pe

Endgame.
Intervención: Útero.Pe

La delación de Barathanos

Barata conoció a Luis Alva Castro primero, a quien le entregó dinero para la campaña de Alan García en el 2006. De hecho, el exministro aprista fue en nombre del líder de ese partido para solicitar un apoyo monetario. Odebrecht donó 200 mil dólares. Alan ganó y todo en la empresa brasileña fue para mejor.

Ese aporte le abrió las puertas de Palacio a la constructora. Precisamente el que abría el portal era el entonces secretario general, Luis Nava Guibert, a quien conoció gracias a Alva Castro. Y aquí viene la dinamita:

  • Barata dijo a los fiscales que Alan García sabía que Odebrecht había entregado coimas a Toledo por la carretera Interoceánica, pues el propio Josef Maiman se lo había contado al aprista.
  • Sin embargo, se sintió aliviado de que Alan, a pesar de esa información, no tomara represalias contra ellos.
  • Al contrario, lejos de denunciar a la empresa, en una reunión en la casa de playa de Luis Nava, el secretario del expresidente le dijo a Barata lo de Toledo y acordaron el pago de tres millones de dólares para que la carretera Interoceánica continúe y para obtener otras licitaciones en el futuro.

La famosa reunión entre los representantes de Odebrecht y Alan García en Palacio apenas iniciado su gobierno, y de la que hay un amplio registro fotográfico, es una muestra, según lo que cuenta ahora Barata, de que las puertas se abrieron de par en par gracias al aporte durante la campaña. 

Siamo famiglia. Foto: Andina

Siamo famiglia.
Foto: Andina

Así las cosas, la carretera Interoceánica continuó. Al principio, revela Barata, hubo un poco de resistencia cuando el Ministerio de Transportes estuvo a cargo de Verónica Zavala Lombardi (ministra desde el 28 de julio del 2006 al 29 de noviembre del 2008, más de dos años). Sin embargo, después de soltar el billete a Luis Nava las cosas fluían. Pongan atención a lo que cuenta IDL-Reporteros en este tuit:

Hablando del tren mientras van en avión

Barata se hizo amigo de Alan García, tanto así que lo invitaba a su jato a comer feijoada, un plato típico de Brasil, iban juntos a inauguraciones de obras y se reunían con frecuencia en Palacio. La primera vez que hablaron de la concesión del Metro de Lima fue en una reunión en el avión presidencial. Ese día, Barata le recomendó a Alan que la obra se haga como contratación de obra pública, es decir, que la pague el Estado. Así Odebrecht ya no tenía que conseguir financiamiento.

  • Efectivamente, el Metro de Lima pasó de estar a cargo de la Municipalidad de Lima (Castañeda) al gobierno central. Y se cambiaron las reglas del juego para que sea pagado íntegramente con dinero del Estado.

Ese mismo día no se habló de dinero. De hecho, Barata no hablaba de dinero con Alan, según la delación de hoy. Pero eso tiene una explicación.

via GIPHY

El “Chalán” del “Caballo loco”

Luis Nava no solo era el pataza de Alan, también era su voz y su bolsillo. Su cargo como secretario general de Palacio no le permitía ordenar a los ministros, pero cuando iba de parte de Alan las cosas cambiaban.

  • Hoy Barata dijo que hablar con Luis Nava era como hablar con Alan. Se sobreentiende que cuando decimos “hablar” nos referimos a las conversaciones sobre dinero, que eran las que tenía con Nava.
  • El apodo de “Chalán” viene porque Nava era considerado “el cuidador de Alan” y Alan era el caballo… más específicamente el caballo loco, su chapa desde tiempos remotos.

Y lo más importante está en este tuit de IDL-Reporteros: “Alan sabía”.

En una ocasión, Barata le propuso a Nava abrirle una cuenta offshore en un paraíso fiscal para pagarle las coimas, pero él no aceptó. A cambio le presentó a Miguel Atala, otro amigo también de Alan García. Fue a nombre de él que se abrió la cuenta en la Banca Privada de Andorra para transferirle US$ 1.3 millones al Chalán.

Por eso es que Barata le dijo a los fiscales lo que el periodismo de investigación y la fiscalía sospechaban desde hace tiempo: que Luis Nava Guibert y Miguel Atala eran “los Maiman” de Alan García. “Los Maiman” como un eufemismo de testaferros.

Los cinco años que estuvo el Apra en el poder fueron provechosos para todos los implicados. Aunque, según el relato de Barata, Luis Nava era un poco insistente cuando de las coimas se trataba. Por ejemplo, si Odebrecht demoraba en pagar el soborno acordado, las obras se paralizaban.

via GIPHY

(Más o menos así se la pasó Nava durante los 5 años del gobierno de Alan)

Al cierre de este post, el exejecutivo de Odebrecht en el Perú continúa dando detalles de cómo le dieron a Luis Nava el dinero en efectivo por las coimas para la carretera Interoceánica y por el Tren Eléctrico. Hoy terminó de caer lo que todo indica fue una organización criminal asentada en Palacio de gobierno. La suerte de los apristas está echada y no hay posverdad que lo detenga.

Secured By miniOrange