denuncia , discriminación , libertades , noticias , politica , sociedad , violencia Domingo, 8 julio 2018

3 datos breves que deberían saber aquellos que creen que la muerte de Juanita Mendoza no es un feminicidio

Esta mañana el Perú despertó con una noticia profundamente triste. Juanita Mendoza, la mujer que había sido quemada por su excuñado, Esneider Estela Terrones, en Cajamarca, falleció en el hospital Almenara. Su cuerpo, que estaba calcinado al 80% incluidos esófago y pulmones, no resistió.

Sin embargo, desde que se conoció el caso, la Segunda Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Cajamarca, a cargo de Mercedes Barrueto, inició una investigación contra Esneider Estela por el delito de homicidio calificado en grado de tentativa (Juana Mendoza todavía vivía).

Entre juzgar a una persona por homicidio y juzgarlo por feminicidio hay 10 años de diferencia en la pena y  mil años de comprensión sobre delitos de odio. Por esa razón el Ministerio de la Mujer reclamó a la Fiscalía por haber tomado esa decisión.

Pero el Ministerio Público no es el único en sostener que no se trata de un feminicidio, sino solo de un homicidio. Justo cuando nos enterábamos de la muerte de Juana Mendoza, se publicó la columna de Federico Salazar en El Comercio, en la que sostiene, con código penal en mano, que Esneider Estela debe ser juzgado por homicidio (en grado de tentativa).

  • El argumento principal es que Juanita Mendoza no fue quemada por ser mujer porque no tenía un vínculo de pareja o expareja con el atacante.
  • Además esboza una queja por la existencia del delito de “feminicidio”. Para Salazar, “la pena debe reflejar el valor que damos a la vida de los seres humanos como tales”. O sea, una forma más sofisticada de decir “Nadie menos”. Pero renegar por la tipificación de un delito de ese calibre es negar la realidad y la justicia debe responder a la realidad y no al revés.

Ante tanta confusión, hemos tratado de disipar las dudas en tres breves pasos. A ver si los análisis sesudos anteponen la empatía a su lugar privilegiado en el mundo.

El asesino de Juana Mendoza. Imagen: Correo/Modificación: Útero.Pe

El asesino de Juanita Mendoza.
Imagen: Correo/Modificación: Útero.Pe

1. Analizar el contexto

Liliana Mendoza, hermana de Juanita, decidió finalizar su relación con Esneider Estela en marzo de este año. ¿El motivo? Esneider tenía problemas con la justicia (tráfico ilícito de drogas y robo) y lo principal: sufría sus maltratos. Era un hombre violento.

Como todo machista, trató de persuadir a Liliana de volver con él, pero ella no dio su brazo a torcer. Para tener esa fortaleza, su hermana Juanita fue clave, pues le ayudó a sobrellevar la ruptura y fue su apoyo para evitar que vuelva a caer en ese círculo de violencia del que valientemente había decidido apartarse.

Entonces, siguiendo el rasgo típico del machista que no acepta un “no” por respuesta, Esneider amenazó a su expareja con “darle donde más le dolía”. 

2. Eligió a Juanita Mendoza

No fue contra algún primo, contra algún hermano o contra sobrinos o su padre. No. Esneider eligió a Juanita Mendoza. Y aquí es donde nuestra amiga y abogada de Promsex, Brenda Álvarez, nos explica por qué se trata de un delito de feminicidio teniendo como contexto todo lo explicado en el punto anterior.

  • El Código Penal dice que los contextos para que se juzgue por feminicidio son: “violencia familiar; coacción, hostigamiento o acoso sexual; abuso de poder, confianza o de cualquier otra posición o relación que le confiera autoridad al agente; y cualquier forma de discriminación contra la mujer”.
  • “¿Existe una relación directa de los hechos con la discriminación hacia la víctima? Sí, porque la forma en la que es asesinada Juanita denota desprecio por la vida de las mujeres. Además, la víctima fue determinante en ayudar a su hermana a romper con esa relación violenta”.
  • Es decir: “Yo asesino a una persona, a una mujer para sancionar a otra por haberme dejado. Yo la quiero sancionar por dejarme y ese alguien que a ella le importa es, precisamente, otra mujer”. En la doctrina, nos explica Brenda, se llama feminicidio indirecto.

3. Hay dos agravantes

El delito de feminicidio tiene los siguientes agravantes:

  • Cuando se comete a sabiendas de la presencia de hijos o hijas de la víctima o niños o adolescentes que se encuentren bajo su cuidado.

Los hijos de Juanita Mendoza estaban presentes cuando ocurrió el ataque. El pasado dos de julio, la ministra de la Mujer, Ana María Mendietta, reveló a Perú 21 que los hijos de Juanita estaban recibiendo atención médica en Cajamarca, incluso uno de ellos había sufrido quemaduras también durante el ataque a su madre.

  • El otro agravante hace referencia a lo que estipule el artículo 108 del Código Penal. El artículo 108 incluye el uso de fuego.
No es tan difícil entender que Juana ha sido víctima del machismo. Imagen: La República

No es tan difícil entender que Juanita ha sido víctima del machismo.
Imagen: La República

Así las cosas, la Fiscalía, sin tomar en cuenta todo el contexto anterior al ataque, decidió descartar el delito de feminicidio.

  • “No es un asesinato simple. Es un tipo de afectación del derecho a la vida y el derecho a la igualdad”, explica Brenda Álvarez.

En palabras de la abogada de Promsex, las mujeres son población vulnerable porque viven en un ambiente de violencia estructural y solo por esa condición la Fiscalía tiene la obligación de investigar y determinar si los hechos se dieron porque Juanita es mujer.