denuncia , noticias , sociedad Jueves, 17 mayo 2018

CUIDADO: hay una empresa que vende entradas online para conciertos en Perú pero los puede cancelar y no devolverte la plata

Si estás pensando comprar una entrada para un concierto a la empresa que te presentaremos en esta nota, puedes quedarte peor que Guerrero sin Mundial. Line Entertainment Group organizó un concierto en Perú, lo canceló, prometió devolver el dinero en un mes, pero pasada la fecha prometida, aún muchos no reciben su plata de vuelta.

Esta es la compañía

Imagen: Line Entertainment Group

Imagen: Line Entertainment Group

La organizadora se llama Line Entertainment Group y trabaja de la mano con Grupo Ticket. Ambas son chilenas y organizan conciertos y shows artísticos en Chile y Perú. Su página informa tanto como una entrevista a doña Peta, o sea, nada: no figura una dirección ni un teléfono en Lima, solo un correo. Esto solo complica tu denuncia si quieres quejarte ante Indecopi.

Imagen:

La ticketera. Imagen: Grupo Ticket

En la página de la SUNAT no encontramos el RUC de la compañía con el nombre de ‘Line Entertainment Group’ o de ‘Grupo Ticket’ (Indecopi tampoco lo encuentra). La página de esta última marca (a la que te derivan cuando quieres comprar una entrada) no tiene certificado SSL para proteger los datos de tu tarjeta cuando compres online.

Imagen:

Tan seguro como comprar en La Cachina.

Su concierto cancelado

En enero de este año, esta compañía asumió la organización del concierto de Laura Pausini. Inició la venta, pero en marzo se canceló el evento con ellos. (Ojo, el evento continúa, pero con otra productora, una empresa peruana que no tiene nada que ver con esta denuncia).

Imagen: Útero.Pe

Imagen: Útero.Pe

Grupo Ticket envió un correo informando que devolvería el dinero. El plazo máximo para el rembolso era el siete de mayo, pero no cumplieron. Más de un usuario aún no recibe su dinero de vuelta.

Uno de ellos es quien escribe esta nota. En enero compré una entrada a S/ 560 a través de su página. A la fecha, no hay ninguna devolución. El último correo que recibí es del 29 de marzo ¿QUÉ DIJERON AQUÍ?. Después de vencido el plazo, les escribí dos veces pero no contestan hasta ahora. Conversé con otras dos personas que aún no reciben su plata y la historia es la misma:

  • Janette Leiva Sánchez adquirió una entrada de S/. 560 en la zona Diamante a fines de enero. También lo hizo por su página. Llenó su formulario para la devolución y esperó, pero no tiene su dinero de vuelta. Ni Line Entertainment Group ni Grupo Ticket se han preocupado por decirle cuándo le regresarán la plata.
  • Caterina Espejo también realizó la compra por web el 8 de enero. Gastó lo mismo que Janette. No le han contestado ningún correo. “Me respondieron por chat el 3 de mayo, después de escribir un comentario en la foto del Facebook donde hacen el comunicado oficial. El comentario lo eliminaron y no me han vuelto a responder desde ese día”.
Imagen: Facebook

Imagen: Facebook

Line Entertainment Group respondió a través de un mensaje de Facebook y se lavaron las manos. Nos derivaron con la ticketera (Grupo Ticket), porque “la ticketera es quien reembolsa”. El CM aseguró que “asesoró y ayudó a muchos para que su reembolso llegue bien”. Como si estuvieran haciendo un favor.

Imagen: Facebook

Sonríe para el screenshot. Perfecto, así. Imagen: Facebook

No es la primera vez

En la página chilena “Reclamos” (donde los usuarios se identifican internamente con sus nombres y sus RUT, que es un equivalente al RUC en Perú), Line Entertainment Group y Grupo Ticket tienen una larga lista de canciones desafinadas. Muchos denunciaron este año que la empresa cancela distintos eventos y luego se desentiende con la plata. Incluso los bloquean de sus redes sociales.

1

6

3

5

Lo peligroso del caso es que Indecopi no puede actuar contra la compañía si no conoce su RUC, pero Line Entertainment Group y Grupo Ticket continúan organizando conciertos en Perú. Ahora prometen traer a Lima a la chilena Myriam Hernández y un tributo a Michael Jackson. De cancelarse estos eventos, ya sabes lo que te espera. No digas que no te lo advertimos, po.