denuncia , discriminación , libertades , noticias , politica , sociedad , violencia Viernes, 24 noviembre 2017

PELIGRO: Uno de los jueces que decidirá el futuro del currículo escolar fue abogado de Cipriani

Los religiosos de #ConMisHijosNoTeMetas no solo se preparan para celebrar la Navidad, sino también para el funeral del currículo escolar con enfoque de género.

La primera estocada

Debes recordar que los cristianos de Padres en Acción en una muestra de tolerancia y amor a los homosexuales y a otros humanos a lo que consideran inferiores presentaron una acción popular contra esta guía para que el Poder Judicial la anulara. La denuncia fue por la presencia del enfoque de género (satanizado popularmente como “ideología de género”) que, según ellos, buscaba que sus hijos siguieran la moda RuPaul y dejaran de ser heterosexuales.

Imagen: Útero.Pe

Los hijos de Dios cuya heterosexualidad está en peligro ganaron. Imagen: Útero.Pe

En este útero te advertimos que la jueza estaba llevando el proceso de forma parcializada a favor de los religiosos y el resultado así lo confirmó. La Primera Sala de la Corte Superior de Lima anuló parcialmente el enfoque de género del currículo. Sin embargo, la resolución judicial también indica que esta sentencia debe ser vista por la segunda instancia, o sea, por la Corte Suprema.

El abogado del diablo cardenal

La sala de la Corte Suprema que se encarga de resolver los procesos planteados “por acción popular”, como el del currículo escolar, es la Sala Constitucional Permanente.

Imagen: Poder Judicial

Esta es la Sala Constitucional Penamenten. Ojo con su presidente. Imagen: Poder Judicial

Esta sala es presidida por el magistrado Vicente Walde Jáuregui, quien es un juez vinculado al cardenal Juan Luis Cipriani, uno de los principales verdugos del currículo escolar con la venia del representante de Yahveh en la Tierra, el Papa.

El pata de Cipriani. Imagen: Diario Así

El pata de Cipriani. Imagen: Diario Así

Walde fue abogado de Cipriani en el juicio del Arzobispado contra la Pontificia Universidad Católica del Perú por la administración de los bienes legados de José de la Riva Agüero en el 2007. En esta nota de La Razón publicada por el Arzobispado, Walde Jauáregui se vanagloria de haber sido el abogado de Cipriani en este caso cuya sentencia benefició a su cliente:

-Usted, por los documentos que nos ha mostrado, es el defensor del arzobispo Cipriani, pero mediáticamente aparece el abogado y ex parlamentario Natale Amprimo haciendo suya esta victoria…

Papelito manda. Los actuados del arzobispo en la acción de amparo promovida por la PUCP el 6 de marzo del 2007 contra Cipriani y su representante en la Junta de Administración de la PUCP, Dr, Walter Muñoz Cho, hasta el fallo del TC registrado recientemente, han estado a mi cargo. Si alguien tiene dudas, el propio cardenal lo puede confirmar.

RIP Currículo escolar con enfoque de género. Imagen: Útero.Pe

Básicamente pasará esto con el currículo escolar con enfoque de género. Imagen: Útero.Pe

Cuando Cipriani y su empresa, perdón, su organización contrataron a Walde Jáuregui, este había sido destituido por el Consejo Nacional de la Magistratura (CNM) por vulnerar una sentencia de su propia sala. En octubre del 2010, sin embargo, el Tribunal Constitucional ordenó que fuera repuesto en su cargo de juez

El juicio que el Arzobispado le ganó a la PUCP gracias a Walde Jáuregui tampoco habría sido muy limpio que digamos, según cuenta José Alejandro Godoy en Desde el Tercer Piso:

“Resulta que el juez de la causa, Jaime Román Pérez, mantendría estrechos vínculos con el abogado del Arzobispado, Vicente Walde Jáuregui.

Se sabe también que el juez Román habría recibido insistentes llamadas del titular de la Octava Sala Civil de Lima, Manuel Soller Rodríguez, quien es muy amigo de Walde Jáuregui. Es más, Soller es quien preside la sala que resolverá la apelación de la sentencia. Con semejante ‘ayuda’ no es un milagro que el cardenal haya vencido en este primer asalto a la Universidad Católica”.

Con esos antecedentes de este juez, el ministro de Educación, Idel Vexler, debe estar más contento que fujimorista descubriendo que su lideresa no es la única vinculada al caso Lava Jato. RIP, currículo escolar con enfoque de género.