noticias Martes, 4 julio 2017

El siguiente en enfrentarse en el Koliseo de Keiko será su propio hermano: Kenji Fujimori

¡Suelten al león naranja! Diseño: Útero.pe

¡Suelten al león naranja! Diseño: Útero.pe

1.El proceso disciplinario

Canal N fue uno de los primeros medios en confirmar que Fuerza Popular decidió abrirle un proceso disciplinario al engreído de Alberto Fujimori. Debido a las últimas -y sucesivas- criticas, Kenji será sancionado por su propio partido. Tubino lo confirmó mientras era entrevistado en RPP.

Según dijo Tubino, la medida se debe a mensajes en Twitter y distintos pronunciamientos de Fujimori, los que estaban “afectando a la unidad del grupo”

“Por unanimidad ha sido acordado que se debe abrir un proceso disciplinario”, señaló, aunque no precisó el número de asistentes a la reunión de la bancada.

La reunión pare evaluar la interpelación el proceso disciplinario se llevó a cabo ayer. El tribunal de Honor del partido encargado de ver el caso Kenji está conformado por los parlamentarios Milagros Takayama, Guillermo Martorell y Gladys Andrade.

Llegó la hora del hermanito. Fuente: Andrés Edery / El Comercio

Llegó la hora del hermanito. Fuente: Andrés Edery / El Comercio

En toda la historia del partido se han abierto dos procesos disciplinarios que terminaron con la renuncia de los procesados. Tanto Yeni Vilcatoma como Patricia Donayre decidieron renunciar a Fuerza Popular antes de que el proceso se inicie.

¿Eso quiere decir que Kenji podría renunciar a Fuerza Popular?

No lo sabemos, pero definitivamente esta es una buena oportunidad en caso que quiera hacerlo. 

2. Las faltas de Kenji

El congresista más votado del Congreso ha cometido, no faltas graves, faltas gravísimas que ameritaron una buena tajada de la furia naranja. Algunas de ellas fueron:

  • Dar su opinión

El congresista Fujimori olvidó por un momento el partido en el que estaba y se atrevió a criticar a la cúpula más alta del partido naranja. Durante una entrevista con Jaime de Althaus, Kenji criticó el trabajo de los principales asesores de Keiko: Ana Vega y Pier Figari y dijo que el partido debía ser restructurado.

Esto ocurrió en el último progama de Jaime de Althaus. Fuente: Captura web Youtube

Esto ocurrió en el último progama de Jaime de Althaus. Fuente: Captura web Youtube

  • Pedirle a su partido que sea justo

En junio, Kenji tuiteó una foto con la primera dama Nancy Lange y solicitó a su partido que trate al exkontralor Alarcón de la misma forma que trató al exministro de Economía. Este pedido suicida también aportó al proceso disciplinario.

 

  • Tuitear igualito que su hermana

Kenji tuvo el atrevimiento de pedir que se destituya de una vez a Edgar Alarcón utilizando los mismos modos imperativos que su hermana utilizó para pedirle a PPK que indule a su padre. Mientras que Keiko terminó su tuit con “indúltelo”, Kenji terminó el suyo con “retírenlo”. 

  • Conversar con otros ministros

En lugar de acusarlo de “amante del terrorismo” o pedirle “que se largue de una vez”, como hizo el obediente pintoresco congresista Bienvenido Ramírez, Kenji tuvo el atrevimiento de reunirse con el ministro Basombrío y conversar por unos minutos. ¿Lo peor de todo? La foto sonriente que publicó en twitter.

Lo último que vimos de Kenji en su cuenta de Twitter fue el mensaje de  felicitación hacia su hermana Keiko por pactar la reunión con PPK. Desde entonces no ha vuelto a emitir opinión alguna. Muchos congresistas keikistas fujimoristas han declarado en las últimas semanas sobre el mal comportamiento de Kenji:

Como bien hemos visto, el partido naranja no es muy fan que digamos de Kenji. Dudamos que este sea el fin de Kenji en el partido, pero a partir de este momento cualquier cosa puede suceder.