noticias , politica , violencia Viernes, 26 mayo 2017

Este es el detrás de cámaras de la salida de Martín Vizcarra que marca un antes y un después en el gobierno

Tuvieron que pasar diez largos meses y decenas de amenazas, arrinconadas políticas y la renuncia de dos ministros, para que el premier Fernando Zavala salga por fin con el pie en alto y la voz firme a emplazar al partido que manda en el Congreso de la República.

“Una cosa es el control político y otra es el abuso de poder. Una cosa es fiscalizar y otra cosa es obstruir”.

Con esas palabras, el número tres dos de PPK por fin le hizo frente a Fuerza Popular y a todas las veces en que los naranjas ocasionaron una crisis en el gobierno.

Zhy, zhy, viva Sabala te keremOs ia era hOra

Pero esa no es la historia que hemos venido a contar en esta ocasión en esta oportunidad. Lo que en realidad tenemos es lo que pasó antes, durante y después de la renuncia de Vizcarra. Todo en forma de chismecitos desde lo más pegadito al poder. El resultado es aterrador pero es mejor que lo vean capítulo por capítulo.

Make Peru a great again. Imagen: Útero.Pe

El gobierno debe decidir si entra o no en su temporada final (antes de tiempo).
Imagen: Útero.Pe

(Porsiaca, este un cuento de jugadas políticas, lo otro (Chinchero) es parte de una historia que roza la (i)legalidad).

(En fin, tenemos un soundtrack muy paja por si quieres darle play mientras lees)

Primer capítulo: El Niño salvador

Todo comenzó con Chinchero, en enero de este año, cuando el gobierno anunció la firma de una adenda para reanudar la construcción del aeropuerto en esa localidad cusqueña. Había dos problemas principales:

  • La firma de la adenda elevaba el costo inicial de la obra.
  • La empresa que fue contratada (Consorcio Kuntur Wasi) tenía como directora a una hermana del premier Zavala, Ximena Zavala.

A pesar de estos grises para la ejecución del aeropuerto de Chinchero, que de todas maneras era una bomba de tiempo para el gobierno, PPK y sus ministros insistieron en firmar y continuar con el proyecto. El vocero de esta guillotina anunciada era Martín Vizcarra, entonces ministro de Transportes y Comunicaciones.

Frente a la terquedad, los fujimoristas ya tenían por dónde agarrar a PPK. Ya se habían bajado con facilidad y sin resistencia a uno de los mejores ministros de Educación que nuestro país ha tenido en décadas, Jaime Saavedra, así que botar a otro no iba a requerir mucha ciencia.

Pero justo, justiiiito cuando se estaban frotando las manos viendo cómo el arma mortal caía sobre la cabeza de Vizcarra:

Empezaron las inundaciones en todo el Perú

Fueron semanas de emergencia. El país entero se volcó a ayudar y atender a los afectados por el Fenómeno El Niño Costero y por un buen tiempo la cabeza de Vizcarra permaneció en su sitio.

Sin embargo, los fujimoristas no eran los únicos que esperaban que el ministro renuncie en verano. En realidad, según lo que este Útero ha podido confirmar, dentro del Gabinete Ministerial ya se tenía prevista la salida del entonces titular del MTC. Estamos hablando de febrero de este año.

Ahora bien, tras la emergencia las encuestas elevaron como la espuma la aprobación de todos los ppkausas. Martín se lució pues su cartera era la encargada de liberar las carreteras afectadas. Todo estaba chévere, tanto así que por un momento olvidó que semanas antes su salida había sido inminente. 

“Vizcarra se confió con el break por El Niño”, fue lo que nos dijo una de nuestras fuentes dentro del gobierno.

Segundo capítulo: La naranja mecánica

A clockwork Orange. Imagen: Útero.Pe / Stefany Aquise

“Ahí estaba yo y mis tres verdugos. O sea Keiko, Luis, Lourdes y Cecilia. Estábamos sentados en la oficina de Luz exprimiéndonos el fujimorismo para encontrar en qué ocupar la noche”.
Imagen: Útero.Pe / Stefany Aquise

Pasada la emergencia, todo volvió a la normalidad. Y como normalidad se entiende que el grupo de Keiko Fujimori retome el trolleo intenso al gobierno. Por los reportes de la prensa, son varios los ministros que están en la puntería naranja. Entre ellos figuran la ministra de Salud, Patricia García (por el dengue) y el ministro del Interior, Carlos Basombrío (por la marcha del Movadef).

Estos temas puntuales han sido como dos piedras en el zapato ppkausa, es por eso que todo el gabinete Zavala estaba alerta esperando que la banda bancada de Fuerza Popular ingrese los documentos de interpelación a una de esas dos víctimas: Basombrío. 

Sin embargo, según las fuentes que este Útero consultó, el cálculo falló. El 11 de mayo el Pleno del Congreso aprobó la interpelación contra Martín Vizcarra y el jueves 18, fecha indicada para esa sesión, empezó el principio del fin.

“Todo esto fue parte de un mal cálculo político. Teníamos previsto que interpelarían a Basombrío. A Vizcarra, prácticamente, lo agarraron con los pantalones abajo. Estaba confiado. Después de El Niño sintió que había vuelto a ser el Vizcarra de Las Bambas. Nadie imaginó que el fujimorismo haría algo así. Pero en el gobierno ya van varias veces que todo el mundo dice “no harían esto” y al final los fujimoristas lo hacen”, comentó una fuente del equipo ppkausa a este Útero.

Tercer capítulo: porque nuestro amor es una esmeralda que un ladrón robó ó ó:

de-ses-pe-ra-dos

Con todo encima, la respuesta del Ejecutivo debía prepararse. Por esa razón el equipo de Martín Vizcarra y el de la PCM coordinaron algunas acciones. Pero todo quedó en la reunión porque es aquí donde empieza otra bronca con resentimientos.

Por un lado, y esto es siempre en versión de nuestras fuentes ppkausas, Vizcarra se molestó con el premier Zavala. ¿La razón? Que no se sintió apoyado durante el proceso interpelatorio en el Parlamento.

“A Martín lo dejaron solo. Ninguno del equipo de Zavala movió un dedo. Ni David Rivera ni Daniel Olivares. La comparación más próxima que hizo fue con lo que pasó, por ejemplo, cuando el Congreso censuró a Jaime Saavedra. Aunque no se planteó la cuestión de confianza, se movieron todos para evitarlo. Fernando le decía a Martín “estamos contigo, tú tranquilo” pero solo eran palabras”.

A ello se suma la descoordinación entre los equipos de Vizcarra y la PCM. Según nuestras fuentes, se había acordado varias acciones para apoyar al entonces ministro de Transportes durante la interpelación. Sin embargo, los vizcarraboys decidieron por su lado. ¿El resultado?

Un HT telaza como #VizcarraHonestidad Imagen: Twitter

Un HT telaza #VizcarraHonestidad
Imagen: Twitter

En medio de toodo esto, la gota que derramó el vaso fue el anuncio del informe de la Contraloría sobre el caso Chinchero. Poco antes de que el Congreso anuncie la censura.

Más asado que tú cuando tus amigos te graban jateando en la chamba, Vizcarra decidió renunciar.

Y hoy te vas, te vas, te vas, te vas. Foto: El Comercio

Yo quiero que te vayas por el mundo y quiero que conozcas mucha gente.
Foto: El Comercio

¿Y no le dijo a Zavala, no? 

El premier sí lo supo, solo que cuando le preguntaron el lunes por la mañana en RPP si el ministro de Transportes había renunciado, tuvo que negarlo porque Vizcarra era quien daría la noticia. Por eso que horas después, el mismo lunes, el titular del MTC apareció junto con el presidente PPK en una conferencia de prensa declinando del cargo.

¿Por qué tanta ceremonia?

Porque por esos días de crisis, Martín Vizcarra, según nuestras fuentes, había tomado conciencia de la magnitud que supondría una censura del Congreso contra él.

“Martín no solo es el ministro de Transportes sino que se trata de nuestro vicepresidente de la República. Y encima la Contraloría saca un informe justo en esa fecha ¿Raro, no? Pero se veía venir. Aunque con todo lo que pasó en Chinchero a Martín le faltó madurez política: no supo decirle que NO a PPK”.

Lo que nuestras fuentes también nos cuentan es que después de lo que ha pasado con Vizcarra la que más sufrirá es la congresista Mercedes Aráoz, quien iba a tentar un ministerio el próximo cambio de Gabinete que, todo indica, será el 28 de julio.

¿Por qué sufrirá Mechita?

via GIPHY

(Mechita en el preciso instante en que Vizcarra anunció su renuncia al MTC).

Porque como segunda vicepresidenta de la República (y teniendo en cuenta que los fujimoristas la vetaron del gabinete el año pasado) a Mercedes Aráoz la censurarían, con suerte, en seis meses. Y eso es decir mucho.

***

Tras la salida de Vizcarra ha vuelto una tensa calma al Ejecutivo. Pero la tormenta continuará.

  • El informe de la Contraloría recomienda acciones penales contra el mismísimo vicepresidente de la República.
  • El Congreso todavía tiene una lista negra de ministros con la que decidirá a quién lanzarle los dardos primero.

Zavala ya dio los primeros indicios de tímida fortaleza con el discurso que abre esta nota. La pregunta es si será suficiente o si tendrá el respaldo o si finalmente el gobierno de PPK cederá tanto hasta hacer una simbiosis natural con el fujimorismo.

Continuará