ecología , libertades , noticias , sociedad Lunes, 2 enero 2017

Por segunda vez consecutiva, Máncora vuelve a amanecer así de sucia después de Año Nuevo

La mañana del primer día del 2017, mientras todos seguíamos en negación de que se trataba de un domingo cualquiera, la playa de Máncora en Piura recibía el año más sucia que tu conciencia. Así lo informó el deportista Javier Swayne, quien publicó fotografías de cómo las irresponsables celebraciones convirtieron en un basural la orilla del balneario.

No sean malos. Foto: Javier Swayne

No sean malos.
Foto: Javier Swayne

Esto no está bien, amigutos. Foto: Javier Swayne

Esto no está bien, amigutos.
Foto: Javier Swayne

La ordenanza XXX prohíbe acampar en Máncora. Foto: Javier Swayne

Es bueno celebrar, pero no olviden el respeto por los demás.
Foto: Javier Swayne

Javier acompaña las imágenes con una crítica que aquí reproduciremos porque apunta a generar conciencia de nuestro espacio público. No solo para los usuarios sino para las autoridades que deben velar porque se conserve el paisaje en uno de los lugares turísticos más visitados del país.

“Un lugar turístico que fue escogido como la mejor playa de Sudamérica no está preparada, no tiene una autoridad que prevea esto, no hay gestión, no hay planes. Hay ordenanzas pero no las hacen cumplir.

Decir que el turismo es la “industria sin humo” es una falacia, este genera una gran cantidad de residuos. Sin un buen manejo de estos, los lugares turísticos colapsan y se vuelven insalubres. Máncora es uno de muchos.

Antes que la promoción turística de nuestros maravillosos espacios se debe tener un plan de acción, concientización y sensibilización de la autoridades, servicio de limpieza y población en general.

No hay peor publicidad que la de boca a boca.

Este útero conversó con el surfer, Javier Swayne, quien nos contó que hubo una jornada para limpiar la playa, que duró dos horas y en la que participaron más de 30 personas entre residentes y visitantes de la zona. Se recogieron más de 60 bolsas de 80 litros en total, todas llenas de basura.

También criticó la falta de cumplimiento de las normas y la desidia de las autoridades a la hora de supervisar que estas se cumplan.

“Hay una ordenanza que prohíbe acampar. Esto no se cumple. (Si ven las fotografías) mucha gente celebró en carpas en la playa. Tampoco hay servicios higiénicos ni basureros.

No se tiene un plan de concientización. No solo basta que dos o tres encargados de limpieza salgan en las tardes como cualquier día. Hay que sensibilizar a la gente. Enseñarles, indicarles.

La venta ambulante en la zona agrava la situación. Foto: Javier Swayne

La venta ambulante en la zona agrava la situación.
Foto: Javier Swayne

No hay control. Foto: Javier Swayne

No hay control.
Foto: Javier Swayne

Además denunció la presencia de ambulantes sin regulación de las autoridades y que, además, los restaurantes de la zona no se hagan cargo de los deshechos que producen los establecimientos.

¿Saben qué es lo peor?

Que no es la primera vez. El año pasado, el mismo Javier Swayne hizo un llamado a las autoridades.

Ya es reincidencia. Imagen: captura Facebook

Ya es reincidencia.
Imagen: captura Facebook

Sin embargo, la respuesta siempre es la misma.

“La falta de cultura de la gente”.

Esperemos que para este verano, las autoridades de Máncora ya estén preparando un plan de acción para educar a los asistentes a mantener limpias las playas que son de todos.

*****

Pssssstt

Ah, y para los amigos mediofachos que ya vi que se emocionaron y quieren coger este tema como pretexto para restringir el ingreso a las playas, esto no se trata de limitar los espacios públicos para unos sí y para otros no, sino de generar conciencia desde las autoridades hasta los ciudadanos, como sucede en otras playas del Perú. Así que, circulen, circulen nomás.

Secured By miniOrange