ecología , noticias , politica , violencia Lunes, 19 septiembre 2016

Máxima Acuña, Premio Goldman 2016, denuncia ser atacada por personal de Yanacocha, estos son todos los detalles

Por enésima vez, la compañía minera Yanacocha ha vuelto a protagonizar otro enfrentamiento contra la campesina Máxima Acuña, en Cajamarca. Esta vez, personal de la minera, ataviado con cascos y escudos parecidos a los que usa la Policía en protestas, ingresó a un terreno donde existían cultivos de la familia Chaupe-Acuña, y los destruyó. Un video de la propia empresa revela cómo inició la intervención:

En las imágenes se ven cómo Máxima Acuña y su esposo intentan desesperadamente detener la destrucción de los sembríos, mientras que los agentes de seguridad de Yanacocha les impiden el paso. Las imágenes, sin embargo, no explican por qué Máxima Acuña quedó en esta situación:

“Me han aventado, empujado. Me han agarrado del brazo, me han jaloneado y en mi mano me han dado con la escoba. Me duele (…) casi me han desnudado. Me duele”.

Según Grufides, la ONG que apoya legalmente a la familia, Máxima Acuña y su esposo recibieron “fuertes golpes en su cuerpo y en su cabeza, dejándola gravemente herida”. Posteriormente se la trasladó a la ciudad de Cajamarca para “atenderla de urgencia”.

Horas más tarde, la empresa subió nuevas imágenes con el título”Video completo demuestra que no hubo agresión a familia Chaupe durante defensa posesoria”, aunque está grabado desde lejos y en varios momentos se centra en el esposo de Máxima, y no en ella. Al final del mismo, un agente de Yanacocha dice: “Se ha desmayado”.

El terreno

La pertenencia del terreno aún es confusa. Mientras que Grufides señala que este terreno de Tragadero Grande le pertenece a Acuña, la empresa Yanacocha asegura que este predio es suyo, y que se encuentra a 300 metros de la casa de los Acuña Chaupe. Ellos justifican así su intervención:

“Esta nueva invasión fue detectada el 5 de septiembre y, amparada por la ley, Yanacocha realizó la defensa posesoria retirando lo sembrado de manera pacífica con presencia de su personal de seguridad. La Fiscalía y la Policía no participaron en esta remoción por tratarse de una acción civil que puede ser realizada por la misma empresa afectada”.

Imagen: Twitter

Pregunta no tan capciosa. Imagen: Twitter

Sin embargo, la ex directora de la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos, Rocío Silva Santisteban, asegura que el terreno aún está en litigio:

El terreno está en litigio en este momento. Los Chaupe NO fueron condenados por usurpación agravada, ergo, son poseedores… pero en el ámbito del derecho civil, Yanacocha sostiene que son los dueños. Como no se sabe quiénes son los dueños hasta que termine el juicio civil (hay dos documentos iguales), entonces la jueza le ha concedido a Yanacocha que pueda “ejercer defensa posesoria”.

Imagen: Juan Chilón

Imagen: Juan Chilón

Más allá de a quién le pertenezca el terreno, el ex viceministro de Interculturalidad, Iván Lanegra, dejó esta recomendación:

Dando por cierto que es realmente la recuperación de un terreno recientemente invadido, la situación justificaba —más allá de que la ley no lo exige— la presencia de una autoridad que garantizara el carácter pacífico de la acción.

Lo cierto es que no es la primera vez que la empresa minera argumenta la dichosa “defensa posesoria” ante algún conflicto con nuestro premio Goldman 2016.

Intervención de Yanacocha en 2015, cuando también alegó esta figura. Imagen: Yanacocha

Intervención de Yanacocha en 2015, cuando también alegó esta figura. Imagen: Yanacocha

Desproporcional

La Defensoría del Pueblo ya manifestó que, al parecer, hubo una acción desproporcional de Yanacocha y que están solicitando información al Ministerio del Interior para saber de qué manera se está implementando la medida cautelar que tiene Máxima Acuña, que debería permitirle contar con algún resguardo policial que evite este tipo de agresiones.

Desde aquí le extendemos la pregunta al ministro del Interior, Carlos Basombrío ¿qué medidas está tomando su cartera para hacer cumplir la medida cautelar y darle a Máxima Acuña protección policial ante estos ataques?