noticias Jueves, 7 julio 2016

Todo lo que nadie te contará sobre la trafa de «el telar de la abundancia»

Sales a tomar un café con un grupo de amigas, varias de ellas son conocidas de muchos años y algunas fueron con otras amigas que no conoces. Comienzan a hablar sobre el trabajo, sobre ese jefe insoportable que te mandó a hacer un trabajo faltando cinco minutos para que sea la hora de salida. De pronto, cuando menos lo esperabas, una de ellas comienza a contar sobre un nuevo e increíble negocio en el que trabaja. Ella, junto a varias «hermanas», conforman un movimiento creado por mujeres y para mujeres dedicado exclusivamente al «emponderamiento a través de la realización de sus objetivos». Este nuevo y místico negocio es el de ser tejedora, tejedora de sueños.

008dcd57-bfef-4ec6-8db1-d22d7506afd6

Sólo mujeres. Imagen: Facebook

Esta nueva amiga se te queda observando. Tus ojos brillosos llamaron su atención y ella está más que dispuesta a compartir el mágico secreto contigo. Te lleva a un lado y te pregunta «¿no te gustaría formar parte de este telar de la abundancia?». Era justo lo que querías, tenías miedo de preguntar porque, de seguro, ella estaría reacia a compartir su bonanza. No obstante el hallazgo, esta nueva amiga, nueva hermana, quiere que te unas a ella «porque eres una mujer luchadora». 

1. El telar mágico

Lo que te acabamos de contar no es el primer capítulo de un libro de Pauliño Coelho, es una realidad que viene sucediendo en Lima desde hace algunos meses. Este negocio, conocido popularmente como «la flor de la abundancia», «el telar de la abundancia» o «las tejedoras de la abundancia», es una red de inversiones en las que, de acuerdo con una serie de movimientos y reclutamientos, es posible generar jugosos intereses.

El caso que te contamos líneas arriba es ficticio, pero es así como suele funcionar y crecer el telar. Una vez que escuchas lo bien que le va a otra mujer con el telar y las ganancias (porque este negocio está dirigido específicamente a mujeres de sectores económicos medios y altos), la forma en la que suelen empezar con el convencimiento es mediante información adicional. Lo primero que hacen es enviarte este video y la contraseña para que puedas conocer más sobre el funcionamiento y la historia del telar mágico.

4

Efectivamente, es un telar. Imagen: Captura web Vimeo

¿Y qué cuenta el video?

Un grupo de mujeres canadienses, luego de un largo viaje por África, retornó a su país con nuevos conocimientos adquiridos durante la mística aventura. Para entender la sabiduría de estas mujeres, es necesario recapitular la lección del libro El millonésimo círculo, de Shinoda Bolen. Lo que cuenta la escritora es que un estudio científico realizado en Kagoshima, Japón, realizado con un enorme grupo de monos, reveló algo insólito. El alimento habitual de estos monos fue remplazado con papas dulces [¿camotes?] durante varios meses.

Sin título

Se supone que son las mujeres canadienses. Imagen: Captura web

Sin embargo, varios de estos monos parecían estar descontentos con estas papas ya que, al ser arrojados a la arena, se ensuciaban. De pronto, un mono hembra descubrió que al lavar la papa con el agua de rió esta quedaba impecable y hacía más placentero comerla. Pero lo más interesante sucede cuando este mono hembra comparte sus conocimientos con otro mono y así, sucesivamente, todos los monos de la isla aprendieron a lavar sus papas gracias a las enseñanzas del primer mono. Esto es precisamente lo que sucede con la estructura del telar mágico. Estas mujeres canadienses que viajaron por el África aprendieron que si todas las mujeres se apoyan entre ellas, la unión hará la fuerza y todas -con la ayuda de todas- podrán superar cualquier obstáculo. Para ello, se necesita seguir de forma disciplinada la forma de los chakras. 

Ya pues, útero, te hablo en serio, ¿de qué trata el video?

En serio, eso dice.

2. ¿Cómo es que tanta gente está participando?

Esta red no posee un domicilio fiscal ni un local ubicado en alguna zona céntrica de Lima, pero ya se encuentra en funcionamiento. Las personas encargadas de reclutar a nuevas integrantes del telar son mujeres que fueron reclutadas por otras mujeres cuya intención es completar el «salgo» del telar (ver página 9 del Scribd). Cuando una mujer accede a formar parte del telar y decide informarse sobre el funcionamiento del mismo, se le envía un pdf que detalla cada uno de los pasos a seguir y cuál es la forma correcta de armar tu pirámide telar.

Telar mágico by Rodriguez Caballero Victor on Scribd

Estas trece páginas nos dicen todo lo necesario para ponernos en marcha con el telar. Lo primero que debemos resaltar es la forma en la que explican el funcionamiento del telar. 

«Somos un movimiento creado por mujeres, para mujeres en búsqueda del empoderamiento a través de la realización de nuestros sueños. Tejemos basándonos en la economía del regalo, creando lazos de hermandad, amor y solidaridad».

La estructura del telar se basa en seguir pasos llamados «elementos» en los que deberás realizar distintas actividades basadas en la entrega y recepción de «regalos». Para poder ir avanzando en la jerarquía, necesitas conocer a las personas que vas reclutando, informarte con videos y fotos, organizar las «ceremonias» cuando hayas alcanzado algunos logros y lo más importante: hacer un pago de US$1,400.

6

Cheque, transferencia, efectivo. La forma no importa.

Patricia del Río, periodista de RPP, cuenta más sobre esta experiencia en su columna de hoy titulada «Telaraña de estafas» y explica que el gran objetivo del telar, más allá de reclutar personas, es la de obtener el saldo o «regalo» final.

«El video y todo el material de inducción vienen cargados de frases hechas, mandalas y una serie de elementos esotéricos. Al final tanta espiritualidad concluye en algo bastante terrenal: tienes que aportar 1.400 dólares a un grupo de mujeres que organizan esta comunidad. Debes, a su vez, contactar a otras dos que aporten también sus 1.400 dólares. La promesa es tentadora: en cuatro semanas recibirás tu primer “regalo” de 11.200 dólares y si sigues aportando dos cuotas más (siempre de 1.400 dólares), para la semana diez habrás recibido 33.600

Como bien advierte Patricia, esta telaraña ya llegó al Perú y ha sido catalogada como estafa en otros países.

«La telaraña de los sueños ya llegó al Perú, tras haber dejado su ola de estafas por países como México, Colombia o España. Y cada vez que escucho un testimonio, cada vez que me entero de alguien que ya se metió, no puedo evitar preguntarme en qué clase de sociedad nos estamos convirtiendo».

Se pueden encontrar diversos artículos de todo el mundo en los que explican la forma fallida en la que funcionaron estas estructuras financieras de corto plazo. Países como México y Argentina ya han reportado casos relacionados. Bien dice el dicho popular: «Si algo es demasiado bueno para ser verdad, probablemente no sea bueno o no sea verdad».

Secured By miniOrange