Elecciones 2016 , noticias , politica Lunes, 29 febrero 2016

El último en irse que apague la luz: ahora hasta Luis Favre abandona a Acuña (y más)

Para este post tenemos un soundtrack especialmente preparado en estas terribles circunstancias. Dale play mientras lo lees. En serio, dale play (es lunes, seguro tienes sueño todavía, amínomeengañas)

La candidatura de César Acuña, que hasta diciembre gozaba de buena salud, se ha ido desinflando poco a poco debido a las múltiples denuncias de plagio contra el líder de Alianza para el Progreso (APP). Es evidente que la mayor responsabilidad recae sobre el candidato quien, lejos de asumir su error  o pedir disculpas, minimizó los hechos y hasta se burló de las acusaciones en su contra. Si decimos que él es el mayor responsable de su descenso en las encuestas es porque tiene la última palabra. Siempre fiel a sus instintos porque eso, hasta ahora, le había funcionado.

El sábado, el columnista del diario La República, Mirko Lauer, dejó entrever en su habitual espacio en ese diario que el asesor principal de la campaña de APP, Luis Favre, había abandonado a César Acuña:

“Además tendrá que afrontar la ya rumoreada partida de Luis Favre, luego del bochornoso espectáculo que dio Acuña en el programa de Beto Ortiz”.

Luego, ayer domingo el director periodístico de Latina TV, Augusto Álvarez Rodrich, confirmó la pepa en su columna en el mismo diario:

“A César Acuña le pasa lo mismo, y ya empezó a disparar en su propia tienda, produciendo la partida de Luis Favre tras los ataques que hizo en la televisión”.

Luego de eso, El Comercio logró hablar directamente con el estratega que hizo posible el triunfo de Ollanta Humala en el 2011 y evitó que Susana Villarán no sea revocada de su cargo como alcaldesa.

Esto fue lo que contó el decano:

“Luis Favre viajó a Brasil hace unos días para realizarse unos chequeos médicos programados. Esto también nos lo confirmó el mismo publicista. A su regreso es que se habría producido su alejamiento definitivo”.

Hoy Exitosa destaca que en reemplazo del brasileño llega el comunicador español Ismael Crespo.

Si hacemos un recuento, Favre es una de las piezas fundamentales que parten dejando solo a César Acuña. Antes se ha ido el pastor Humberto Lay, alegando causas “personales”, así como semanas atrás la renuncia de Francisco Miró Quesada Rada a su cargo como rector de la Universidad César Vallejo (UCV).

"Harto me tienes", parece decirle Favre a Acuña. Foto vía: ojo.pe

“Harto me tienes”, parece decirle Favre a Acuña. Foto vía: ojo.pe

Pero al interior de APP, nos remitimos al equipo de campaña propiamente dicho, también han habido cambios. La segunda semana de enero, Jaceli Miraval, quien se desempeñaba como jefa de Prensa para el proceso electoral, también dejó APP y en su lugar ahora se encuentra Rubén Cano, quien fue llevado por el congresista Richard Acuña y antes trabajó con el partido de gobierno.

Si bien El Comercio ofrece algunos posibles escenarios sobre las causas de la salida de Favre, al interior del equipo de comunicaciones la percepción es que el estratega no aportaba mucho a la campaña o, más bien, por más que él haya diseñado una estrategia, lo que planeaba no estaba en sincronía con el mensaje que daba Acuña. Además el brasileño no iba seguido a la sede principal del partido, ubicada en Jesús María, y eso, dicen nuestras fuentes, reforzaba la idea de que la figura del mito Favre se desvanecía en en la caída en picada en las encuestas del candidato de APP.

Cegados versus indignados

Eso no es todo, existe una especie de dos bandos en APP. Mientras el equipo de comunicaciones sufre las consecuencias de las múltiples patinadas del candidato. Los demás participantes parecen no darse cuenta que el principal problema de César Acuña es, precisamente, César Acuña. Es más, los operadores y militantes de la agrupación consideran “un éxito” la conferencia de prensa que ofreció Julio Rosas respaldando a Acuña después de la salida de Lay.

¿Habrá más renuncias? es posible, como sucede casi de forma natural cada vez que un barco se hunde. En todo caso, lo más probable es que Favre se haya cansado por el desorden. Y lo cierto es que la vez pasada lo pescamos así:

favre caipirinhas

¡¡Ampay!! Elaboración: Man Ray

No, mentira. Pero no lo descartamos (jeje). En fin, la novela de cómo Acuña destruye su vida política (para siempre) continuará.

Secured By miniOrange