corrupción , internacionales , noticias , politica Miércoles, 8 julio 2015

Así fue cómo Odebrecht resultó muy contenta con el gobierno de Humala (y con la gestión de Susana Villarán)

Continuamos con la trilogía: la presencia de Odebrecht durante los tres últimos gobiernos. Esta vez nos toca el gobierno actual, el de Ollanta Humala.

Por si no recuerdan (o por si recién llegan a leer esta serie de posts) estamos hablando sobre la empresa brasileña porque Odebrecht está siendo seriamente cuestionada en Brasil y varios países de latinoamericanos por, supuestamente, estar involucrada en la entrega de coimas para la adjudicación de grandes obras. El escándalo es tan grande en Brasil que el señor Odebrecht (sí, existe, no es como el señor McDonalds) ha sido detenido.

Marcel Odebrecht, presidente de Odebrecht, es detenido en Brasil. Foto: Rosamariapalacios.pe

Marcelo Odebrecht, presidente de Odebrecht, es detenido en Brasil. Foto: Rosamariapalacios.pe

Ahora sí, vamos al gobierno de Humala. Rosa María Palacios nos enumera las obras que actualmente están siendo ejecutadas por Odebrecht y las que tienen concesiones vigentes:

  • Trasvase Olmos e Irrigación Olmos (Lambayeque)
  • Nuevas Vías de Lima o Rutas de Lima (Concesión a 30 años de la Municipalidad de Lima sobre Panamericana Norte, Sur y ampliación de autopista Ramiro Priale)
  • Costa Verde del Callao
  • Corredor Vial Hualapampa – Vado Grande (Piura)
  • Avenida Evitamiento de la ciudad del Cusco.
  • Central Hidroeléctrica Chaglla (Huánuco)
  • Proyecto Matarani (Arequipa)
  • Gaseoducto Sur Peruano

Algunas de ellas vienen de gobiernos anteriores, pero hay una que se cocinó durante el actual gobierno y es quizás el caso más importante.

 

El gaseoducto sur peruano tiene la marca de Ollanta

kjjg

Alditus was right.

Sobre este proyecto ya les hemos contado en un post anterior todos los detalles que vuelven irregular a esta adjudicación que se trata de la mayor inversión en infraestructura en la historia del Perú. ¿Cuánto se desembolsará? 7 mil millones de dólares (o sea, US$ 7,000’000,000.00).

Sin embargo, existen varios inconvenientes. El principal: que solo tuvo un postor.

La mayor inversión en infraestructura de nuestra historia sólo tuvo un postor: el consorcio del que forma parte Odebrecht.

Unos días antes, ProInversión había descalificado al otro consorcio que también quería hacerse de la construcción del gasoducto del sur. Según, afirmó el representante del consorcio descalificado, Alejandro Segret, ProInversión no respetó el plazo estipulado para que ellos pudieran subsanar las observaciones y de frente le otorgaron el proyecto a Odebrecht y Enagás.

Pero ahí no acabaron los problemas, también habían indicios de conflictos de intereses.

El responsable de la licitación se llama Edgard Ramírez y es presidente del Comité de pro Seguridad Energética de Proinversión. Él explicó que pidieron la asesoría y opinión legal a dos estudios de abogados: Delmar Ugarte y Echecopar. Y fue así que concluyeron que no había subsanación posible y que el consorcio había sido descalificado cuando presentaron la carta informando del cambio.

Sin embargo, resulta que tanto los estudios Delmar Ugarte y Echecopar son los mismos que asesoran a Odebrecht hace varios años (…)  Ante esto, ProInversión dijo que no, que aquí no había conflicto de intereses ni nada.

Y lo peor es realmente lo que viene. Cuando Ollanta llegó al poder, la empresa Kuntur Transportadora de Gas (KTG), empresa cuyo único accionista es Odebrecht, se hizo de la licitación del Gasoducto Peruano del Sur. Sin embargo, Ollanta anuló este contrato. ¿Y a quién creen que se lo entregó? A Odebrecht. Sí, en serio. Y las nuevas condiciones del contrato fueron peores (para el Estado). ¿No entienden? Lean:

Ustedes se preguntarán cuál es la diferencia entre ambas licitaciones si al final la empresa que estaba detrás era Odebrecht. Pues se trata de una pequeña diferencia de casi $6 mil miilones de dólares a favor de la empresa brasileña y que, a diferencia del anterior contrato, deberán ser garantizados por el gobierno. Es decir, en el nuevo contrato, Odebrecht no asume el riesgo.

Por supuesto, que en su momento desde el Ministerio de Energía y Minas hasta Proinversión, respaldaron este millonario proyecto y dijeron que todo estaba bien, que no había problemas. Raro, ¿no? Teniendo en cuenta todo lo que acabamos de detallar.

Aldo Mariátegui y Carlos Tapia insistieron varias veces en que Luis Favre era el representante de las constructoras brasileras en el Perú. Y todos recordamos que Favre fue el artífice de la campaña de Humala. Pero también consiguió que alguien no fuera revocada…

 

Why Susinha Why

Meme face por la conexión Odebrecht. Foto: Politicos Perú.

Meme face por la conexión Odebrecht. Foto: Politicos Perú.

Durante la gestión de Susana Villarán uno de los hechos que más marcó su popularidad al inicio de su gobierno fue el famoso olón.

Todo comenzó con una campaña municipal que anunciaba que la playa La Herradura estaba a punto de recobrar su antigua belleza gracias a la arena que la Municipalidad de Lima estaba colocando en la playa. Sin embargo, un olón se llevó este sueño (y buena parte de la popularidad de Villarán).

¿Y quién había donado la arena para este proyecto fallido? Adivinen:

“Las olas se han llevado la mitad de la arena colocada, que fue donada (por la empresa Odebrecht). Su costo es de 75 mil soles, pero fue un donativo, así que no se ha perdido nada. Ahora lo que hay que hacer es acomodar la arena existente y que ese escenario dure hasta el final del verano para el beneficio de los limeños”, explicó Augusto Ortiz de Zevallos, gestor de las obras de recuperación.

Sí, al mismo estilo que con el Cristo del Pacífico, Odebrecht le dio esta regalito a la gestión de Villarán. ¿Y por qué tanta generosidad? Hay un by-pass que podría explicarlo: el proyecto Vías Nuevas de Lima. En su momento, el congresista Spadaro advirtió porque este contrato sería perjudicial para los limeños.

El legislador fujimorista Pedro Spadaro denunció que el contrato suscrito por la Municipalidad de Lima con la firma Odebrecht para la construcción de los proyectos viales en las panamericanas Norte y Sur, así como en la carretera Ramiro Prialé, permitirá la instalación de cinco nuevas casetas para el cobro de peaje, que se sumarán a las siete ya existentes, y cuyos ingresos serán para el fideicomiso a favor de la empresa.

Panorama consiguió el documento del contrato en el que se detalla que se ha concesionado a la empresa brasileña los tramos de la Panamericana Norte y Sur de Lima, los ingresos de los peajes de Chillón (Norte) y los de la salida a las playas (Sur). Este contrato durará 30 años.

Además, y en esto se centró la denuncia de Marco Antonio Vásquez de Panorama, en el Anexo 13 del contrato existe la posibilidad de implementar 5 peajes más en Lima. Y, claro, también hay un cronograma de aumento de peajes. Ya con esta información podrán ver con otros ojos la dádiva de Odebrecht con la arena en la playa La Herradura.

De nuevo, si alguien decide por fin investigar a la empresa brasileña, no solo Toledo y García tendrían que responder, también el actual presidente Ollanta Humala e incluso la gestión de la anterior alcaldesa.

Mañana: las otras cuestionadas empresas brasileñas que también tuvieron jugosos contratos en el Perú.

rppc

Huaqueador en Copy Paste Ilustrado. @rppc
Secured By miniOrange