corrupción , narcotrafico , noticias , politica , violencia Martes, 25 noviembre 2014

QUIÉN ES QUIÉN: Este es el Top 10 de personajes que explican la red Orellana – Martín Belaunde – César Alvarez

Este edificio de Los Pinos 600, en La Caleta, Chimbote, pasará a la historia. Aquí se unen las historias de los tres personajes más buscados del 2014: Rodolfo Orellana, Martín Belaunde y César Álvarez.

Este edificio es conocido como “La Centralita“.

Here.

Vórtice de la corrupción.

Según las autoridades, desde este búnker se realizaban “chuponeos” a adversarios políticos y empresariales, entre otras malas prácticas.

El caso de La Centralita fue el detonante de la caída de toda una red criminal que incluía a sicarios, policías, fiscales, asesores presidenciales y presidentes regionales. Ahora “La Bestia” —Álvarez— y “El Gordo” —Orellana— están en la misma cárcel, en Piedras Gordas. El tercero en cuestión, el exaesor de la pareja presidencial, continúa en la clandestinidad, aunque no deja los negocios.

Aunque los tres están unidos en La Centralita, cada uno de ellos tenía sus propias sub-redes de negocios con el Estado y otras actividades irregulares. Y cada vez, el gran caso se complica más y más. ¿Quién es quién en estas redes? Este post es un Top Ten de Personajes y, a la vez, una Guía Para Entender la Red Orellana – Belaunde – Alvarez.

Empecemos:

 

1. Alias “La Bestia”

alvarez

Empezamos con el expresidente regional de Áncash porque fue el primero de la red en caer y terminar en un penal de máxima seguridad, con prisión preventiva por, al menos, 18 meses.

Álvarez habría hecho de todo. Literal. De acuerdo con la Procuraduría Anticorrupción, lideró una organización criminal para entronizarse, para siempre, en el poder.

Álvarez habría llegado, según las autoridades, a ordenar los asesinatos de sus adversarios políticos y de toda autoridad dispuesta a investigarlo. También habría ordenado la compra de periodistas y sobornos de fiscales o jueces. “La Centralita” era su presunto centro de chuponeo y donde se coordinaban lo que publicarían en los medios. Casi una copia del estilo fujimontesinista.

Su caída –y la de sus dos socios– se desencadenó con el asesinato de Ezequiel Nolasco. Este señor era un exconsejero regional que denunció incansablemente a Álvarez hasta que lo mataron. Su hija Fiorella Nolasco se ha convertido en un símbolo de la lucha contra “La Bestia”.

Luego de una profunda investigación liderada por el procurador anticorrupción, Cristhian Salas, se ordenó la prisión preventiva. Es investigado por delitos de peculado, asociación ilícita para delinquir, y homicidio. Todo el caso Áncash es tan grande, que el informe preliminar de la comisión que lo investiga en el Congreso tiene más de 200 páginas con 20 cuadernos de indagaciones.

 

 

2. El Fiscal de la Nación

Foto: Diario16

El actual, Carlos Ramos Heredia. El anterior, José Peláez Bardales. Foto: Diario16

Ricardo Uceda, en uno de los informes que ha publicado sobre el caso de Áncash, dijo: no sabemos para quién está jugando el Ministerio Público. Eso describe, realmente, muy bien lo que está pasando en la Fiscalía de la Nación. Sus dos últimos titulares —José Peláez y Carlos Ramos Heredia— han estado escandalosamente vinculados a César Álvarez.

Nosotros ya les hemos explicado cuáles son los controvertidos casos por los que ubicamos al primo de la Primera Dama muy cerca a “La Bestia”.

Lo de Ramos Heredia empieza desde que fue fiscal supremo encargado del Control Interno. Un resumen chiquito de lo revelado por la prensa:

  • Se reunió con César Álvarez (y con Orellana);
  • Impulsó la destitución del fiscal Checa Matos cuando justo investigaba la gestión de “La Bestia”;
  • Solicitó investigar penalmente a los fiscales que allanaron “La Centralita” por supuestas irregularidades en la diligencia.

Y hay más. Ojo que todas estas ocurrieron antes de asumir como jefe máximo del Ministerio Público.

Cuando se convirtió en Fiscal de la Nación, no cambió mucho la cosa. Ahora asegura que la comisión investigadora del caso Áncash en el Congreso no respetó el debido proceso por lo que pedirá la nulidad de la investigación.

El anterior ocupante de ese puesto, José Peláez Bardales, no se queda atrás. Por ejemplo, no investigó las denuncias que se presentaron sobre la Centralita en 2011. Todo lo contrario: se cambió a los fiscales que investigaban La Centralita. Además ha sido denunciado por remover y sancionar a 11 fiscales que habían investigado otras irregularidades durante la gestión de César Álvarez.

Más perlitas: entre 2011 y 2012, designó a dos abogados vinculados al poder político de César Álvarez como fiscales en Áncash. Además, su hermano, Mariano Peláez Bardales, patrocinó a La Bestia en diversos procesos judiciales. Todavía recordamos cuando dijo que no le parecía raro que Álvarez no tenga ni un bien registrado a su nombre. Lo máximo.

Ojo que tanto el actual como el anterior Fiscal de la Nación están siendo investigados por el Consejo Nacional de la Magistratura. Peláez Bardales por el cambio de fiscales en Áncash y Ramos Heredia por las irregularidades en el caso “La Centralita”.

 

 

3. El congresista

Foto: Perú21

Heriberto Benítez, elegido por Solidaridad. Foto: Perú21

Para la Procuraduría está claro: era el brazo político de Álvarez. Uno de los miembros de la trilogía del mal en el caso Áncash. Desde el 2012 se le ha vinculado con casos de chuponeo

Por el caso “La Centralita”, es acusado de haber interferido en el allanamiento del inmueble donde presuntamente funcionaba el centro de espionaje. Y daba la casualidad que justo justito en ese mismo edificio se encontraba su domicilio. Sí, en el edificio cuya imagen encabeza este post.

En algún momento dijo que estaba dispuesto a poner las manos al fuego por “La Bestia”. Eso dice mucho de su amistad. De hecho, se comprueba con lo que advirtió el congresista ancashino Modesto Julca: que las investigaciones contra Álvarez en el Congreso no pudieron ser concluidas por culpa de Benítez.

Si creyeron que eso es un montón para un padre de la patria, este otro dato te hará pensar en cómo continúa en el Congreso: fundó una ONG con Rodolfo Orellana y se convirtió en un colaborador muy activo de la revista Juez Justo. Además hay un vídeo donde aparece con el empresario y con Benedicto Jiménez muy contentos en una fiesta a fines del 2010.

Este recuento de joyas no puede estar completo sin nombrar a Martín Belaunde Lossio. Benítez ha dicho que es su amigo político (no sabemos bien qué significa eso). “Él me ayudó en mi campaña electoral poniendo algunos cintillos en el diario “La Primera” de Chimbote. Por eso lo considero mi amigo político”.  Ah, ya.

***

 

4. Alias “el Gordo”

orellana

Por mucho tiempo lo llamamos El Que No Puede Ser Nombrado. No era completamente una broma. Este empresario se dedicó a demandar a todos los periodistas que osaban hablar de él.

La presunta mafia que lideró involucraba a personas vinculadas al Estado, al Poder Judicial y a notarios del país. Gracias a todo un aparato paralelo del sistema administrativo pudo usurpar y vender títulos de propiedad de terrenos e inmuebles en todo el Perú.

Lo peor es que esta red no solo está relacionada con el tráfico de terrenos e inmuebles con documentación falsa, sino también se está investigando sus vínculos con clubes de fútbol como Alianza Lima, con periodistas e incluso con delitos tan graves como la tala y la minería ilegal y con el narcotráfico.  Por esto es que algunos analistas calculan que su telaraña era, en realidad, la red de lavado de dinero más grande del país.

¿Cuánto plata hizo con este “negocio”?  En la última década esta red habría blanqueado más de 100 millones de dólares.

Cien.

Millones.

De dólares.

Además, según la comisión del Congreso que lo investiga, habría realizado movimientos bancarios por 600 millones de soles en más de 20 entidades financieras. Por si fuera poco, habría estafado al Estado por más de 50 millones de soles con cartas fianza falsas de su empresa Coopex (recuerden este nombre).

Sus contactos también llegaron hasta lo más alto del Ministerio Público. Daniel Ramsay, socio de Orellana, fue asesor del exfiscal de la Nación, José Peláez. Además, Juez Justo –la revista de Orellana– siempre defendió al actual fiscal de la Nación, Ramos Heredia. Cuando estaban por elegirlo como el sucesor de Peláez, era el candidato favorito del pasquín. Como segunda opción tenían al propio Peláez.

Ojo que también ha sido vinculado con el Apra (ver nuestro bonus, más abajo)

Ahora está también en Piedras Gordas por una investigación que lo acusa de lavado de activos y asociación ilícita para delinquir. Si quieres más detalles del “Gordo”, puedes revisar todo lo que hemos publicado de él, aquí.

 

 

5. El Héroe

Foto: Terra

Benedicto Jiménez. Éste fue su último look. Foto: Terra

Quizás la mayor decepción. Alguna vez fue un héroe nacional. Ahora está encerrado en Piedras Gordas, por haber sido el brazo derecho de Rodolfo Orellana acusado de lavado de activos y asociación ilícita para delinquir.

Era el director de Juez Justo, pasquín que atacaba a todos los que intentaban investigar la organización de su amigo empresario. Conoció a Rodolfo Orellana  en el 2005, un año antes de la fallida campaña política del 2006 con el APRA, en la que postuló a la alcaldía de Lima como ‘El Sheriff’.  Sí, por si no lo recuerdan, Jiménez fue el candidato aprista a la Municipalidad de Lima. De hecho, uno de los asesores de su plan de gobierno fue el mismísimo Rodolfo Orellana.

Después de eso, ojo, Alan García lo nombró, nada menos, que jefe del INPE (en el que inmediatamente le consiguió chamba a amigos y apristas). Ahora, por supuesto, el Apra no lo conoce. 

En el 2007, el periodista Miguel Ramírez encontró vínculos entre el narcotraficante Fernando Zevallos y Benedicto Jiménez. El Sheriff le había escrito al cuñado del “Lunarejo” en el 2003, antes que Zevallos entre a la cárcel. En los mensajes les daba información personal y familiar de dos policías peruanos asignados a la DEA, que estaban encargados del seguimiento de quien fuera el dueño de Aerocontinente. Es decir, delató a policías siendo un expolicía.

Como dice Ramírez, Benedicto “ya había cruzado la delgada línea que existe entre el bien y el mal desde hace mucho tiempo“.

 

 

6. La pareja

Foto: La República

Esther Morales Shaus y su pareja. Foto: La República

Esther Morales Shaus es la actual pareja sentimental de Orellana. Según un reportaje de Américo Zambrano en Caretas, ella fue a quien se le escapó que el “Gordo” estaba en Santiago de Cali (aunque hay algunas otras versiones sobre quién, en realidad, metió la pata). En una de las llamadas que le interceptó la policía se escuchó decir a Elena que “el Gordo a veces es malo, tengo miedo porque me pega“. Lo que le faltaba.

Orellana fue capturado por la DEA. ¿Por qué? Ya dijimos que tenía vínculos con el narcotráfico:

[Orellana] se encontraba en la casa de una hermana de Zunilda Ramos Gallegos, una de las investigadas junto a Orellana Rengifo. Precisamente el cuñado de esta hermana de Zunilda Ramos, Germán Pizarro, tiene antecedentes por tráfico ilícito de drogas.

Por cierto, la hermana de Orellana, Ludith, la número dos de su red, también está relacionada con el narco:

La UIF arrojó que Aladem, una de las empresas vinculadas a Ludith, participó en las transferencias de tres inmuebles relacionados al entorno del procesado por narcotráfico Ricardo More Tejada, asesinado a balazos en el 2004.

Por ejemplo, esta abogada, en su calidad de titular de Aladem, intervino en la adquisición de un inmueble en Chaclacayo, en el 2006, con el pago de US$26 mil de parte de la hermana de More Tejada, Laura More Tejada, al empresario  César Ferre Simonetti, presunto testaferro de la red Orellana.

Esta transacción no hubiera sido posible si antes la hermana del acusado por narcotráfico no hubiera dado amplios poderes, en el 2005, a Churchil Orellana, hijo del prófugo empresario, para que pudiera comprar o arrendar este inmueble.

Pero volvamos a Esther Morales Shaus —ahora es Esther Carolina Furland— quien se convirtió en un personaje clave para la Fiscalía Especializada en Lavado de Activos. ¿Por qué nos hemos detenido en ella, en vez de los otros 80 integrantes de su red? Porque esta señora, antes de estar con el “Gordo”, fue esposa de Hugo Días Lozano, quien cayó en el 2005 junto con una organización relacionada con el cartel de Tijuana que pretendía exportar 800 kilos de cocaína a México.

Este acusado de narco murió sin recibir condena. ¿Y quién era su padre, es decir, el suegro de Esther? Hugo Silos Díaz Lozano, un reconocido médico aprista y creador de las llamadas “Boticas del Pueblo” que se pusieron de moda con Alan García.

Por enésima vez hemos mencionado al partido aprista o a Alan García. Es hora de un paréntesis.

 

***

Bonus: las relaciones apristas

El papá del narco, el empresario, el policía.

Como ya dijimos Benedicto no postuló solo a la alcaldía de Lima, sino con su amigazo Orellana. Lo incluyó en su plancha como regidor y hasta estaba inscrito en el partido.

Un informe de los periodistas Ángel Páez y María Elena Hidalgo explican muy bien la relación de Orellana y el APRA.

Aquí volvemos al médico aprista Hugo Díaz Lozano, socio del abogado Rodolfo Orellana Rengifo desde el año 2000 —y padre del exposo de Esther Morales—. El médico formó parte de la campaña presidencial de Alan García en el 2005 y 2006. La cosa va así:

El 12 de julio del 2000, Hugo Díaz Lozano padre, Rodolfo y Ludith Orellana Rengifo, fundaron la Asociación Pro Deudores de Bancos y Créditos Usurarios del Perú (Aprodeban), “para defender a sus asociados y evitar que sigan siendo víctimas de los intereses leoninos que cobran diversas instituciones bancarias, financieras y prestamistas usureros”. Aprodeban continuó con sus actividades, incluso cuando el médico Hugo Díaz Lozano estaba en campaña con Alan García.

Ahí no termina el asunto, pese a que Mauricio Mulder haya dicho que el padre del acusado por narcotráfico no haya tenido mayor actividad en el partido y que no saben nada de él. El médico aprista, de acuerdo a la misma investigación de La República, reapareció en el 2012 como directivo de la revista “Vox Populi”.

¿A que no adivinan quién era el dueño de esta revista? Sí, el mismo Orellana. Al más puro estilo de Juez Justo, “Vox Populi” atacaba a todos los que lo investigaban.  Curiosamente, entre los colaboradores que aparecían en la publicación están los nombres de Mercedes Cabanillas y el asesor del congresista aprista Javier Velásquez Quesquén, Rodolfo Reyna Salinas.

Pero no sólo el asesor de Velásquez Quesquén anduvo cerca de la red, sino también su mismísimo hermano. Todos lo han negado, evidentemente. Sin embargo, el periodista Christopher Acosta ha presentado pruebas contundentes de la participación de Coopex durante el gobierno de Alan García en dos casos: Agua para Todos y Colegios Emblemáticos.

Último datito: una de las víctimas de Orellana, Marta Tesén, denunció en el programa Sin Peros en la Lengua que la Municipalidad de Lurín le otorgaba documentos a Orellana para que pueda tranquilamente apropiarse de los terrenos. Algo muy parecido dijo Jorge Pazos Holder sobre el mismo municipio. ¿Quién era el alcalde? El aprista Jorge Marticorena Cuba.  Palmas, compañeros.

***

 

7. El exasesor

belaunde

¿Un exasesor  presidencial prófugo? ¿Cuándo fue la última vez que vimos eso?

Por estos días, Martin Belaunde Lossio es el hombre más buscado del Perú. Ha dicho que no se va a ir gratis a la cárcel.

Fue asesor de la ahora pareja presidencial durante la campaña del 2006. El oficialismo ha dicho que allí quedó todo, que no hubo más contacto. Todo indica que es mentira. De hecho, Víctor Isla ha reconocido que también participó en la última, la victoriosa del 2011.

Sobrino del electo alcalde de Lima, Luis Castañeda Lossio. Fundó el diario La Primera (ahora Diario Uno), desde donde hacía harta campaña a Humala y trataba muy bien a “La Bestia”. Yep, también está metido en el caso Áncash, precisamente en el de La Centralita. De hecho, su caída llega cuando saltó todo sobre este caso por ser considerado como el “cerebro” de este centro de chuponeo.

Asesoró a César Álvarez cuando estaba en sus mejores tiempos. De acuerdo al informe de la Procuraduría Anticorrupción, este señor se habría encargado de proporcionar una empresa fachada —Ilios producciones SAC— para mantener oculta la labor de edición de información y demás actividades ilícitas de este centro de espionaje. Él mismo, según la investigación, era el responsable de grabar y editar los videos para las campañas a favor de César Álvarez.

Pero Álvarez fue solo uno de los varios presidentes regionales (Junín, Cusco, Madre de Dios, etc.) con los que Belaunde hacía negocios.

Uno de sus últimos escándalos fue la serie de correos difundidos por los programas Cuarto Poder y Panorama que revelaban cómo representó a un grupo de constructoras para que consigan millonarias licitaciones en varios gobiernos regionales. Una de las empresas era la española Antalsis (recuerden esta empresa, por el momento solo les diremos que Rodrigo Arosemena, un amigo de Palacio, fue su gerente).

Además, un reportaje de  Karina Novoa para Panorama reveló que otra empresa española, el Grupo Ortiz, y la peruana Constructora Mágala, también coordinaban con el prófugo. No sólo eso: el pata ha seguido haciendo negocios mientras estaba prófugo. ¿Por qué tanto poder?

Quizás nos falta un dato: Belaunde fue pareja –y es el padre de un hijo con– Roxana Altuna, la mano derecha de Nadine Heredia. El roche ha sido tal, que Altuna, hace un par de semanas, tuvo que renunciar.

Pero hay otro asesor de Nadine vinculado a Belaunde:

 

8. El chochera

Roxana Altuna, Martín Belaunde y el de arriba a la derecha es el gerente de Antalsis, Juan Carlos “Chocherín” Rivera Ydrogo. Foto: Correo.

“Chocherín” para los amigos. Actual gerente general de la española Antalsis, y no solo eso, sino que también es accionista (es dueño del 15% de la empresa).

Según la ONPE, al igual que Belaunde, Rivera Idrogo fue aportante de la campaña de Humala: soltó casi 70 mil soles en el 2006. No solo él, sino toda su familia. Otro lo llaman “el planificador de Nadine”. ¿Por qué? Pues Rivera Idrogo trabajó como pu­blicista durante la campa­ña del 2011, y en coordinación con la Primera Dama. Panorama difundió los correos que comprobaban los trabajitos que realizó para ella a través de su empresa IMACOM.

Sus vínculos con el poder no quedan allí. También consiguió una licitación millonaria con la misma empresa de publicidad en este periodo, con Humala.

Pero ahí no queda todo. Hay dos detalles más por agregar: sus visitas al Congreso y a Palacio; y sus propiedades.

Lo primero, pueden verlo aquí. Andaba por las Oficinas de Comunicaciones, de Compras y de Administración. A Palacio fue 33 veces. Impresionante.

Lo segundo, es igual de increíble y revela la suerte que ha tenido este señor. El reportaje es de Marco Vásquez, fue publicado este domingo y merece verse completo. Esos son los datos del destape:

  • De acuerdo a los Registros Públicos tiene 20 propiedades a su nombre entre departamentos, 3 estacionamientos y 4 depósitos en las zonas más exclusivas de Lima. Estuvo en la quiebra, pero su destino cambió cuando conoce a Belaunde y se convierte, como dijo Daniel Abugattás, en el “pauteador” de la campaña de Humala del 2006. Un publicista con mucha suerte.
  • En el 2007, después de su primera chambita con la ahora pareja presidencial, se compró una mansión en Camacho. Esa mansión no solo es la dirección fiscal de su empresa IMACOM —la misma con la que asesoró la campaña del 2011—, sino que también es, nada menos que la dirección fiscal de Antalsis Perú (sí, la empresa engreída de Belaunde).
  • Según Panorama, en esta casita se celebraban las fiestas de Año Nuevo donde no faltaba el matrimonio Humala Heredia.
  • Luego de la campaña del 2011, se compró un penthouse en uno de los edificios más lujosos de Cerros de Camacho y un depa con estacionamiento para cuatro carros. Ambos suman, aproximadamente, según el reportaje, 1 millón de dólares.

Y podríamos continuar con la historia de cómo un “pauteador” de videos —o un “planificador”— se convirtió en constructor, no siendo su rubro, y fue exitoso. Muy exitoso. Rivera Ydrogo solo ha respondido a todas los destapes con una carta a Panorama negando cualquier relación con el Gobierno después de la campaña. Sí, ya, claro.

 

9. El asesor legal

La única fotito. Fuente: Correo.

La única fotito de Jorge Chang Soto. Fuente: Correo.

Siempre hay un hombre clave que puede pasar piola en todo este lío. Este, como nos recordó José Alejandro Godoy en su blog, es Jorge Chang Soto. Involucrado con Martín Belaunde en tres (TRES) empresas. Una listita para entender mejor:

  • Ilios Producciones: Chang fue asesor legal de esta empresa de Belaunde Lossio. De acuerdo con La Procuraduría, esta sería una empresa fachada del prófugo para mantener oculta las actividades de “La Centralita“. El exfiscal antocorrupción Javier Estrada, quien allanó este presunto centro de espionajes, contó que fue Chang Soto quien los recibió en el edificio. Además, de acuerdo con Correo, en el interrogatorio que estuvo a cargo de la Fiscalía Supremo de Control Interno el socio de Belaunde dijo que este lo llamó para decirle que el local de Ilios iba a ser intervenido. Ya sabían todo. 
  • Consorcio Asia SAC: Lo último que se destapó fue la relación con esta empresa. Belaunde y Chang Soto son los socios. La dirección fiscal es nada menos donde vive la ex del prófugo y exasesora de Nadine, Roxana Altuna. Consorcio Asia SAC obtuvo permisos ambientales para una concesión minera en tiempos récord.

¿Pero quién es Chang Soto? Correo investigó su pasado y resultó que es un policía que estuvo preso e involucrado en el famoso caso de “El Padrino:

es un capitán retirado, miembro de la fenecida Policía de Investigaciones del Perú (PIP), de la que proviene el hoy detenido coronel PNP (r) Benedicto Jiménez Baca. Es más, el socio de Belaunde fue personero legal desde el 2006 del Partido Nacionalista, designado por el propio Humala.

Ahora bien, según investigaciones judiciales que se llevaron adelante en la década de los 80 y 90, y a las que Correo tuvo acceso, Chang Soto fue un policía que estuvo relacionado con el sonado caso “Villacoca”, en el que estaba involucrada una banda criminal que por entonces lideraba el narcotraficante más conocido de esa época, Reynaldo Rodríguez López, (a) “El Padrino”. (…)

Sin embargo, pese a ello, cuando Chang Soto se puso a derecho, fue enviado al penal Castro Castro acusado solo por el delito contra la fe pública y estafa.

Según pudo corroborar Correo, cumplió prisión entre el 15 de febrero de 1991 y el 11 de enero del 1993, tras ser absuelto.

Este es el señor que, en el año 2007, se volvió a asociar con Belaunde para formar la empresa “Las Rosas“, que compró el diario La Primera (ahora llamado Diario Uno), el diario  defensor de Ollanta Humala.

 

***

Bonus: las relaciones palaciegas

Foto: Correo Semanal

Ahora no lo conocen. Foto: Correo Semanal

Como ya les recordamos —o les avisamos— Martín Belaunde fue financista de Humala. Fue su jefe de prensa también, como podrán ver en la foto, muy concentrado haciendo su chamba. Ese es el primer vínculo innegable con la ahora pareja presidencial. En realidad, con el Partido Nacionalista.

También les hemos dicho que su socio Chang Soto (ver punto 9) fue personero legal del hoy partido de gobierno. Y luego, Ilan Heredia, el cuñadito de Humala, reemplazó a Chang Soto en Todo Graph, una empresa de Belaunde, según esta investigación de Correo. Todo esto antes que Humala sea presidente. Godoy nos recuerda que esta empresa sigue activa ante SUNAT e Ilan Heredia se mantiene en el cargo.

Pero los vínculos con los Heredia no se acaban allí. Según el propio Belaunde Lossio en entrevista con Milagros Leiva, la empresa fue vendida en octubre de 2006 a Maribel Vela (prima política de Nadine) y Santiago Gastañadui, actual congresista oficialista, quien en 2011 transfirió las acciones a Rosa Heredia, su esposa y prima de la Primera Dama.

La investigación de Oscar Libón reveló también que Ilan ha realizado 15 depósitos en favor de la Primera Dama por una suma que sobrepasa los 68 mil dólares. Ojo que desde el 2011, Ilan Heredia tiene facultades para constituir cuentas bancarias en el país y el extranjero a nombre de Nadine. Además, el hermanísimo tiene una cuenta mancomunada con el papá del exasesor, Arturo Belaunde.

Por cierto, el papi de Martín no sólo fue aportante de la campaña de 2006, sino que desembolsó más de 50 mil dólares a nombre de Nadine por el famoso estudio sobre la palma aceitera. Arturo también es, actualmente, el dueño del Diario Uno.

Para cerrar este bonus, dos datos:

  • Nadine y Belaunde Lossio contrataron por un monto de 50 mil dólares a razón de una consultoría de la empresa Centro Capilares S.A. Una investigación de Hildebrandt En Sus Trece ha revelado que esta empresa nunca funcionó. El semanario conversó con Malki Jacques, un empresario argentino que vendió la franquicia. Este dijo que le quedaron debiendo 9 mil dólares, al parecer porque Centro Capilares S.A. nunca generó ni una utilidad. ¿Entonces de dónde salieron los 50 mil dólares por la consultoría?

***

 

10. La teoría de la conspiración

Ese muchacho loco

Esta es una hipótesis que se maneja en el Congreso, Fiscalía y en algunas redacciones periodísticas. ¿Oscar López Meneses tenía contactos con la red Orellana?  Recuerden que muchos vinculan al amigo de todos con Palacio. ¿Cómo va la telaraña?

  • ¿Y dónde aparece OLM? Como ya dijimos, el dueño de la empresa Comercializadora Minerales Rivero SAC es Miguel Rivero Pérez. Este señor, vinculado con la minería ilegal, es sobrino y presunto testaferro de Pedro David Pérez Miranda (a) ‘Peter Ferrari’.
  • Sigamos con Sandro Espinoza. En febrero de este año, una investigación de la periodista Elizabeth Salazar en El Comercio reveló que Police Security operaba en la casa de San Isidro de Manuel Aybar Marca. ¿Ya olvidaron a Aybar? Era el jefe de seguridad y brazo derecho de Vladimiro Montesinos. De hecho, fue quien lo ayudó a fugar en el velero Karisma.
  • Además, Aybar fue uno de los que presentaron a López Meneses con el “Doc”. Pero, ¿y en este caso qué tiene que ver Orellana? Aquí se cierra el círculo:

Ludith Orellana, hermana de Rodolfo y gerenta del estudio, es quien subarrendó la casa a Police Security en el 2010. Ella tomó la previsión de otorgar poderes a dos abogados para que la representaran ante algún inconveniente con el inmueble, pues Áybar aún debe S/.88.727 de reparación civil al Estado.

  •  Espinoza lo niega todo y hasta dice que ha demandado a Ludith Orellana por intentar estafarlo.

¿Será correcta la teoría de la conspiración? ¿De dónde salieron los centenares de millones de Orellana? ¿Cuán involucrado está Palacio de Gobierno? ¿Hay gente más “top” que no está en este Top Ten? Aunque no lo crean, esta Guía ha quedado corta.