narcotrafico , noticias , sociedad Viernes, 10 enero 2014

Ministerio de Defensa no quiere decir cuantas bajas hay en el VRAEM

Esta es la historia más alucinante del día.

El 25 de Setiembre, Christopher Acosta de IPYS pidió al  Ministerio de Defensa un total de cinco solicitudes, todas sobre información en torno al VRAEM.

Christopher nos contó que todos los pedidos fueron respondidos, excepto uno: la lista de oficiales muertos en combate en la zona del VRAEM.

¿La razón? En una primera comunicación, el MINDEF respondió que se trata de información “considerada dentro de las excepciones al ejercicio de derecho de información pública”. Tras la insistencia de Christopher, el Ministerio alegó en una segunda carta que la lista de oficiales muertos en combate en la zona del VRAEM es “información clasificada con la categoría de Confidencial“.

Roberto Pereira, abogado experto en libertad de expresión y acceso a la información pública (además de asesor jurídico del IPYS), nos explicó porqué esta información sí es de interés público:

“La lista de oficiales muertos en combate en la zona del VRAEM es información de interés público porque no califica en ninguna de las causales establecidas en la Ley de Transparencia para excluir información de acceso público.

(Esta información) no afecta la seguridad nacional, tampoco afecta la seguridad interna del Estado, y menos aún tiene que ver con un tema de intimidad, porque la muerte de una persona es un hecho público por naturaleza”.

Además, Pereira nos explicó que el acceso a esta información permite a la ciudadanía hacer un control sobre las políticas que está llevando a cabo el Estado para hacer frente al terrorismo y narcotráfico.

De verdad, es increíble que el Estado oculte a la gente lo que está pasando en el VRAEM. ¿Por qué? Pues porque la violencia del terrorismo y el narcotráfico sigue aquí, ¿o ya nos olvidamos de las noticias como estas? ¿o porque ya no hay atentados en Lima creemos que ya logramos hace tiempo la paz nacional?

Es increíble lo que está haciendo el Estado, sobre todo, porque hay héroes que están dando la vida por todos nosotros. Mientras estamos en nuestras casa o en el trabajo, hay gente en medio de la selva peleando día a día para que podamos seguir viviendo en paz. Ahora, el Estado quiere ocultar sus caras, sus rostros e impedir que sean recordados por sus actos heroicos.