internacionales , noticias , politica Viernes, 14 agosto 2009

Calaveras y diablitos

diablada-copia2-copiaSi todavía no entienden por qué el gobierno boliviano (no digan “los bolivianos”, por favor) se ha puesto tan ignorante, necio y bruto con este tema de la Diablada, Maritza Espinosa tiene la respuesta:

…don Evo acaba de hacer un convenio sumamente dañino a los intereses de su país para el uso de las aguas del río Silala por parte de Chile (oops, justo el país que llevó dos veces un traje de diablada al Miss Universo y al cual los bolivianos no dijeron ni mus) y que anda feliz con que sus paisanos anden entrampados en un enfrentamiento absurdo con el Perú mientras él silba mirando al techo. Es decir, una cortina de humo con todo y ribetitos.

Eso, para dentro. Hacia fuera todo esto le sirve a Evo para mostrarse como aliado de Chile y Venezuela en estos tiempos de tensión. Y Alan también le sirve, claro, para que todos hablemos de esta tontería en vez de otros temas.

Mientras tanto, ojo, nuesto supuesto aliado, Colombia, ha sido denunciado por la CIDH por haber espiado a una ciudadana peruana: Susana Villarán.

Este grupo [el DAS, o sea el SIN colombiano] “habría realizado un operativo de inteligencia contra una visita de la CIDH a Valledupar en 2005, encabezada por la entonces Comisionada y Relatora para Colombia, Susana Villarán“. Según el expediente del DAS citado por la Comisión, el objetivo fue “determinar los casos que la Relatora estudia y los testimonios que presentan las ONG, además del ‘lobby’ que adelantan para presionar una condena del Estado”.

¿Defenderá nuestro gobierno a una peruana espiada por un régimen extranjero, así éste sea su único aliado en medio del clima de tensión de la región? ¿Llevará Bolivia su ridículo reclamo a La Haya? ¿Y Chile? ¿Y Chávez? Pasu. Por algo las telenovelas se inventaron en Latinoamérica. Ta-ta-ta-taaannn.