corrupción , noticias , periodismo , politica Lunes, 24 noviembre 2008

Congresista eléctrico contra el secreto de la fuente

El señor congresista Walter Menchola (cuyo acto más memorable en el Congreso fue contratar a una señorita Ku) acaba de tener una idea genial: obligar a un periodista a revelar sus fuentes.

La comisión parlamentaria que investiga la existencia de una supuesta red de interceptación telefónica busca que el periodista Pablo O’brien que revele quién le entregó los denominados ‘petroaudios’.

El autor del pedido, el legislador Walter Menchola explicó que la declaración del periodista tendría que hacerse ante el juez.

Ante la comisión, argumentó que la reserva profesional puede ser levantada ante un juez porque es constitucional y legal, sin embargo luego agregó que hará las consultas correspondientes al respecto.

Bueno, eso de la protección de la fuente es tan básico que hasta da vergüenza repetirlo. Alguien que le pase a Menchola el Principio Ocho de la Declaración sobre Libertad de Expresión de la OEA (entidad a la que, la última vez que chequeé, todavía pertenecemos):

8.    Todo comunicador social tiene derecho a la reserva de sus fuentes de información, apuntes y archivos personales y profesionales.

Leyes similares hay en todo el mundo. O sea, Menchola, choche, ssshh. No hagas roche.

Secured By miniOrange