politica , sociedad Martes, 26 agosto 2008

Alan retrocede

phpzxunruam.jpgDespués de una larga batalla de casi dos semanas, el Presidente se vio obligado a concederle una victoria a la selva. El orgullo no le dio para hacerlo con su cara, sino que prefirió una comunicación escrita, pero algo es algo:

…hubo mucho temor a una venta masiva de tierras en pésimas condiciones para los campesinos. Creo que eso sería muy difícil porque no hay una masa de capital desesperado por ir a esas difíciles zonas.

Pero para evitar ese temor lo positivo sería dejar en 66% la decisión de transferencia o venta definitiva y permitir a las comunidades de la sierra la asociación, alquiler, joint venture con el 51%.  De esta manera se concilian los criterios.

Es bueno aclarar que lo esencial de la propuesta fue pensado para los andes, pero por error o confusión se “amazonizó” la idea, involucrando a nativos, cuyas comunidades no tienen los 4 siglos de las de la sierra y que responden a otra realidad.

No se trata de una capitulación en toda regla sino de, al parecer, la apertura de un diálogo con el Legislativo que derogó las leyes de la selva. Es, de verdad, un avance en el tono del Gobierno, una dosis de ubicaína para la arrogancia del Rey Inti. Vale el gesto.

(De todas formas, ojo con la persecusión: la APCI -el organismo enlace entre las ONGs y el Estado- ha empezado a hostigar a la Aidesep, una de las canalizadoras de la protesta.)

Link: Gran columna de Carlos Iván Degregori. A leerla completa y subrayarla. Muy interesante su comparación del movimiento anti ley de la selva con el movimiento anti estatización de la banca.
Link: No le falta razón a este post de Mariátegui (aunque al final parece pedir bala nomás)
Link: García se siente cada vez más arrinconado por las circunstancias (Lauer)
Blog: Qué paja post de Francisco Bardales, desde Iquitos
Link: En este link debería haber una buena entrevista de Claudio Chaparro a Carlos Reyna pero no hay nada.
Link: Y ahora le toca protestar a la sierra… (Perú 21)