politica , violencia Sábado, 19 julio 2008

Discúlpame, Lucecita

imagen382321.jpgPero jamás volveré a verte con los mismos ojos. Hoy destruiste mi paz. Pero no con tus minifaldas, qué bueno fuera, sino con tu dichosa Marcha por la paz. Te diré por qué:

1. Porque hoy tuve que entrar y salir de Miraflores tres veces por motivos distintos. Cada una de esas veces me llevó casi MEDIA HORA. Tres veces por ida y tres por vuelta. En total: TRES HORAS. ¿Por qué? Por tu marcha. Porque Masías, no contento con encerrar cholos, perseguir gays y reventar las calles por las puras, decidió ceder ante el Ejecutivo y cerrar todos los accesos al distrito por tu marcha.

2. Porque me parece increíble que para esta marcha se le haga perder el tiempo, también, a mil policías, 320 serenos, y 70 inspectores de la comuna que, definitivamente, tienen asuntos más urgentes que atender para beneficio de todos nosotros.

3. Porque Del Castillo dijo que tu marcha no era una actividad política, pero sale Javier Morán -que es, digamos, el Pinky de Jorgito- a explicarnos (en Andina, of course) que la marcha es también contra incidentes como el de Madre de Dios, o sea, contra el paro que es cuando ocurrió eso contra lo que ha sido la marcha de hoy. Ah, pero no es una marcha política, no señor.

4. Porque, disculparás el exceso de civismo, mientras ocurría tu marcha, al otro lado de la ciudad, sin policías que desviaran el tránsito, diez familias por fin, después de dieciséis años, podían darle sepultura a las víctimas de la Cantuta. ¿Y acaso en Miraflores, no sé, corrígeme si me equivoco (me encantaría que me corrijas y me castigues), alguien se acordó de ellos? Pensé que era una marcha por la paz, la libertad, la democracia y todas esas cosas.

5. Porque habló Cipriani. Y Cipriani hablando de paz… tú me entiendes. Yiak.

6. Porque la banda de música hizo que Alan García bailara “Caballo viejo”. No, aguanta. Eso sí te lo agradezco. Next.

7. Y discúlpame, Lucecita, porque en realidad tú no tuviste la culpa de nada de esto. No era tu marcha de verdad. Tú sólo pusiste las piernas colochas y la sonrisa paisa. El gobierno puso la necedad. Y los limeños, el mal humor.

Blog: Sheput también reniega
Link: AAR aaadvierte
Link: Alditus sobre la congestión en Lima
Link: El director de La Razón contra la “paz”
Link: Las cantutas (Susana Villarán)
Link: ¿Cuándo se pierde el juicio? (Reaño)
Blog: La Morena vio a Damian ayer

Secured By miniOrange