periodismo Lunes, 7 abril 2008

Beto Ortiz renuncia a Perú.21

betoaar.jpg¿O lo renuncian? Whatever. Hoy, la página del lector de Perú.21 estuvo dedicada íntegramente a una carta de Beto Ortiz y a la extensa respuesta de Augusto Álvarez Rodrich. ¿La Elena de esta Troya ardiente? Nada menos que Umberto Jara (con quien Beto se la ha agarrado toda la semana pasada, en su programa y también en su web). Un par de extractos, que enfatizo:

…Te diré que Umberto Jara personifica y resume a la perfección todo lo que hay que aprender a detestar en un periodista: se ocultó cobardemente entre las sombras para dañar a otros, mintió siempre con la misma sangre fría con que le miente ahora a la justicia, se alquiló a un poder, (y a un poder corrupto, para colmo), modificó siempre su “línea” según la conveniencia del momento y la seguirá cambiando siempre al son que los dólares le toquen y, lo peor de todo: no dudó en utilizar a sus amigos más leales para “darles empleo” poniéndolos como fachada de todas sus tropelías y ni siquiera le importó que algunos de ellos terminaran enjuiciados por delitos que le sirvieron para lograr el tan acariciado sueño del ascenso social que hasta le ha permitido por fin, blanquearse y dejar de ser ayacuchano para convertirse, de la noche a la mañana, en limeño. Y en limeño famoso, además. ¡Adiós, complejos, perlaschallay! (…)

Protesto porque no es justo que los vendidos y los traidores gocen ahora de un espacio que, por derecho, pertenece a los que cumplieron su deber de periodistas y supieron estar siempre del lado de la gente y jamás encaramados a la teta del poder. Me entristece mucho que el diario del que -creo- formo parte le abra hoy sus puertas tan alegremente a semejante lumpen y me entristece más todavía comunicarte mi decisión de no volver a publicar mi columna en Perú.21 mientras sigas publicándole artículos a Umberto Jara. Nada me obliga a convivir con mercenarios.

Muchas gracias por publicar esta carta.
Un abrazo,
Beto Ortiz

Y ahora, Augusto, argumentando que siempre ha defendido a todos los colaboradores de Perú.21:

El columnista más criticado ha sido precisamente Beto Ortiz. Por algunos lectores, por algunos políticos e, incluso, por algunas personas que hoy están cerca a él en su ámbito profesional.En todos los casos, incluyendo el de Ortiz con bastante frecuencia, entendí que mi función como Director de este diario implica la defensa del equipo de colaboradores al que he invitado a ofrecer sus puntos de vista.

Es justamente en defensa de ello que me es imposible aceptar las condiciones que plantea Beto Ortiz en el sentido de no volver a publicar su columna en este diario mientras se publiquen artículos de Umberto Jara. No está prevista otra colaboración futura de Jara, pero, por principio, no puedo aceptar que tenga que rechazar alguna colaboración -de cualquier persona- cuya publicación considere que es beneficiosa para los lectores, por la incomodidad de algún columnista del diario.

La responsabilidad de invitar o despedir a los colaboradores de Perú.21 es solo mía, y no puedo delegarla a ningún columnista -en principio, por ellos mismos- ni a nadie.

Por este motivo, no puedo aceptar las condiciones que Beto Ortiz plantea en su carta, y solo me queda agradecerle por su valiosa presencia en este diario durante los más de cinco años pasados, y desearle éxito profesional.

Me confieso seguidor maníaco de las columnas domingueras de Beto y será una pena no leerlas más (son su mejor faceta (debe estar harto de que toooodo el mundo se lo diga)), pero, no sé, como que exagera un poco con Jara. Sería absurdo presentarlo el paladín de la democracia, pero, caballero pues, su entrevista a Martin Rivas es decisiva para el juicio a Fujimori. De que la hizo para lavarse la cara, claro que fue por eso. Pero lo importante, creo, es el material periodístico conseguido. La entrevista a Martin no está editada ni tiene la locución de Álvaro Maguiña encima, esto no es Hora 20.

Elmorsa plantea que los artículos de Jara debieron ir con una especie de disclaimer del comité editorial. Asu, no sé si era para tanto. Un testimonio es un testimonio es un testimonio. Mucho lío, ya.

(Como no encuentro en la web de Perú.21 lo que los geeks llaman “permalink”, he copiado el intercambio epistolar en un Anexo del Útero.)

Blog: Otro de los posts gigantes de Luis Aguirre respondiéndole al Morsa