corrupción , periodismo Lunes, 19 noviembre 2007

Presidente de la República/abogado de Wolfenson

portada_larazon.jpegAyer, el presidente de la República dio una inusual entrevista al diario La Razón. En ella, García sostuvo que al difamador Moisés Wolfenson debería computársele el tiempo que pasó en detención domiciliaria como parte de la condena. O sea, free Wolfy. Un extracto:

…hay otros criterios como este, que la detención domiciliaria es equivalente a la detención definitiva, que se aplican en muchos países del mundo. Son conceptos que no deberían estar suspendidos porque no tienen contenido económico ni necesidad presupuestal, que es el argumento. Yo pienso que de hecho ya debería aplicarse eso. Lo que pasa es que a la caída de Fujimori y Montesinos hubo toda una organización y una voluntad política de sanción, pues la voluntad política de sanción continúa, pero no debe caer nunca en la injusticia, en la violación de derechos ni en el afán persecutorio. Yo creo en la justicia, pero no en la venganza persecutoria.

La entrevista, según el diario, fue concedida «en su condición de abogado antes que como primer Magistrado de la Nación».

Ya cuñao. 

Francamente, hablando de flashbacks a los 90: esto me recordó a Fujimori cuando declaraba como candidato y no como presidente (o viceversa). ¿Qué hace el Presidente de la República fungiendo de abogado de un empresario preso por corrupción?

Secured By miniOrange